publicado hace 4 días

Una película para incomodar

Pasa desapercibida, pero es una película que vale la pena ver. “Leona” (2018), disponible en Mubi y Amazon Prime Video, narra la historia de Ariela (Naian González Norvind), una joven judía que vive en Ciudad de México y es parte de una familia de origen judío sirio. Entre sus pasiones se encuentra la pintura y un nuevo amigo, que se llama Iván (Christian Vázquez), quien no es judío, pero termina enamorada de él. Esta nueva experiencia le permite a Ariela explorar el mundo que estaba fuera de la burbuja de su comunidad. Esto pone en peligro la relación con su familia y amigos, forzándola a tomar la decisión de continuar con su noviazgo o reestablecer relaciones con su comunidad.El director de “Leona” es Isaac Cherem, miembro de la comunidad judía mexicana, quien -de acuerdo a SensaCine- sabía desde que escribió el guión que la idea hacer una crítica a una comunidad a la que perteneció y con la que ya no comulga iba a resultar controversial y que a mucha gente no le iba a gustar. “Esta comunidad, como muchas otras, está priorizando la importancia colectiva sobre la del individuo y es momento de ampliar el diálogo”, señaló al portal de noticias online.“Leona” fue premiada en el Festival de Cine de Morelia, destacando la actuación de González Norvind, que logra una sensible interpretación de una joven enfrentada entre la tradición y su pulsión por conocer un mundo que está más allá de su realidad. Nominada a siete premios Ariel, los reconocimientos que da la industria cultural mexicana a las producciones locales, esta película permite pensar sobre algunos de los dilemas que presenta el deseo de vivir una vida judía siendo una minoría dentro de una sociedad diversa. 

publicado hace 4 días

El cuento de la semana

Desde los seis o siete años, hasta que tuvo catorce o quince, no había dejado de llorar en escena. Y junto con ella, la audiencia lloraba también muchas veces. La idea de que el público siempre lloraría si ella lo hacía fue la primera visión que tuvo de la vida. Para ella, las caras se aprestaban a llorar indefectiblemente, si ella estaba en escena. Y como no había un solo rostro que no comprendiera, el mundo para ella se presentaba con un aspecto fácilmente comprensible.No había ningún actor en toda la compañía capaz de hacer llorar a tanta gente en la platea como esa pequeña actriz.A los dieciséis, dio a luz a una niña.–No se parece a mí. No es mi hija. No tengo nada que ver con ella –dijo el padre de la criatura.–Tampoco se parece a mí –repuso la joven–. Pero es mi hija.Ese rostro fue el primero que no pudo comprender. Y, como es de suponer, su vida como niña actriz se acabó cuando tuvo a su hija. Entonces se dio cuenta de que había un gran foso entre el escenario donde lloraba, y desde donde hacía llorar a la audiencia, y el mundo real. Cuando se asomó a ese foso, vio que era negro como la noche. Incontables rostros incomprensibles, como el de su propia hija, emergían de la oscuridad.En algún lugar del camino se separó del padre de su niña. Y con el paso de los años, empezó a creer que el rostro de la niña se parecía al del padre.Con el tiempo, las actuaciones de su hija hicieron llorar al público, tal como lo hacía ella de joven.Se separó también de su hija, en algún lugar del camino. Más tarde, empezó a pensar que el rostro de su hija se parecía al suyo. Unos diez años después, la mujer finalmente se encontró con su propio padre, un actor ambulante, en un teatro de pueblo. Y allí se enteró del paradero de su madre.Fue hacia ella. Apenas la vio, se echó a llorar. Sollozando se aferró a ella. Al hallar a su madre, por primera vez en la vida, lloraba de verdad.El rostro de la hija que había abandonado por el camino era una réplica exacta del de su propia madre. Sin embargo, ella no se parecía a su madre, así como ella y su hija no se asemejaban en nada. Pero la abuela y la nieta eran como dos gotas de agua.Mientras lloraba sobre el pecho de su madre, supo qué era realmente llorar, eso que hacía cuando era una niña actriz.Entonces, con corazón de peregrino en tierra sagrada, la mujer se volvió a reunir con su compañía, con la esperanza de reencontrarse en algún lugar con su hija y el padre de su hija, y contarles lo que había aprendido sobre los rostros.

publicado hace 4 días

Novedades Biblioteca CIS

El año del verano que nunca llegó, por William OspinaEn el verano de 1816, Lord Byron, John Polidori, Percy Bysshe Shelley y su esposa Mary Shelley coincidieron en la magnífica Villa Diodati, situada junto al Lago Leman. Las inclemencias del clima, provocadas por la catastrófica erupción volcánica de Tambora, en Indonesia, que cubrió el cielo de nubes de ceniza y de azufre, les impidieron abandonar la villa durante tres días, que fueron como una larga y tenebrosa noche. En este ambiente cargado de misterio y nerviosismo, entre relámpagos, terribles ráfagas de viento y los relatos del Phantasmagoriana leídos en voz alta bajo los fulgores fantásticos del fuego de la chimenea, se gestaron dos de los grandes mitos de la novela gótica: Frankenstein y el vampiro. Esta historia ha sido para muchos autores motivo de búsquedas obsesivas y rebuscadas interpretaciones. En esta novela, William Ospina nos seduce con sus palabras y nos introduce en el mundo fantástico de esta inagotable historia para reflexionar sobre la coexistencia de lo sublime y lo monstruoso, lo siniestro como límite de lo bello y la necesidad del hombre de reinventarse en los mitos para darle sentido a la existencia.

publicado hace 11 días

El caso Lewinsky vuelve a las pantallas

¿Cómo fue que una joven judía de Beverly Hills puso en jaque el mandato de un Presidente de Estados Unidos? La temporada tres de la antología criminal de Ryan Murphy, “American Crime Story”, titulada “Impeachment”, nos trae a bullada historia del affair entre Mónica Lewinsky, estudiante en práctica y luego funcionaria de la Casa Blanca, y el Presidente de Estados Unidos, Bill Clinton. Y ya está disponible en Star+.Escrito por la dramaturga Sarah Burgess y basada en “A Vast Conspiracy: The Real Story of the Sex Scandal That Nearly Brought Down a President”, de Jeffrey Toobin, los diez episodios de esta temporada nos lleva a mediados de los años ‘90, cuando un sector conservador de la política norteamericana intenta hacer lo que sea para desprestigiar a Bill Clinton (interpretado aquí por Clive Owen) y quitarle del poder.Murphy y Burgess deciden contar el escándalo de Mónica Lewinsky (Beanie Feldstein) desde el punto de vista de las mujeres que estuvieron involucradas en todo el meollo, como la funcionaria Linda Tripp (Sarah Paulson), Paula Jones (Annaleigh Ashford) cuyo caso fue el gran precedente y, por supuesto, Hillary Clinton (Edie Falco).Ryan Murphy no solo está detrás de la tercera temporada de “American Crime Story”, sino que también tiene otros proyectos sobre la mesa que le mantienen muy ocupado. La segunda temporada de Pose, que en España se puede ver a través de HBO, terminará este mes de agosto. Por otro lado, “American Horror Story: 1984” será la novena temporada de la popular antología y se estrenará el próximo 18 de septiembre en Estados Unidos.El productor también está trabajando en una segunda temporada de “Feud”, cuya temática todavía no se ha desvelado, y en la adaptación de los musicales “The Prom” y “The Boys” in the Band, que convertirá en largometrajes. Asimismo, tiene otros proyectos de ficción para Netflix. El 27 de septiembre se estrenará en la plataforma de 'streaming' su comedia “The Politician”, que cuenta con Jessica Lange, Gwyneth Paltrow y Ben Platt. Otra de sus series será “Ratched”, una precuela de “Alguien voló sobre el nido del cuco” centrada en la diabólica enfermera, a la que dará vida Sarah Paulson.

publicado hace 11 días

Novedades Biblioteca CIS

Claire Roth es una artista de Boston que vive en su propio estudio de alquiler, que trabaja reproduciendo obras de arte para un portal web y que imparte clases de pintura de manera voluntaria en un correccional de menores. Ella lucha por abrirse camino en el mundo del arte, donde la consideran una paria a causa de la turbulenta relación con Isaac Cullion, también artista, y de un escándalo. Su gran oportunidad llega cuando Aiden Markel, un reconocidísimo galerista, se presenta en su estudio y, tras declararse admirador de su obra, le ofrece un trabajo de dudosa legalidad a cambio de una suma importante de dinero y de una exposición en la galería Markel G. para que exhiba su serie original de cuadros sobre ventanas.

publicado hace 18 días

“Severance” y el desamor por la oficina

No es un secreto que a la gente le gusta quejarse de su trabajo, y pareciera que, en los últimos años, el cine y la TV han sabido llevar este concepto al extremo. No es solo la monotonía del trabajo, sino también el sentimiento de desapego que tienen los empleados hacia las empresas para las cuales trabajan. Pero mientras la generación X se cuestionó su relación con la oficina a través de películas como Office Space (1999), Clerks (1994) y El Club de la Pelea (1999), las series del 2000 le dieron una mirada más optimista a esta relación con series como The Office, Parks and Recreations y Brooklyn Nine-Nine, que celebraban el buen ambiente laboral y el concepto de la empresa como una “familia”.  Entonces, ¿por qué pareciera que últimamente la televisión trata el trabajo como un abuso hacia la mente y el cuerpo? Ben Stiller y Aoife McArdle nos traen una de las mejores series de lo que lleva el año, Severance, la historia de una empresa que ha dividido en dos partes las mentes de sus empleados, creando la versión de oficina de cada uno y la versión after office. Estas dos versiones son incapaces de interactuar una con la otra, manteniendo la vida laboral un misterio para la versión de afuera, y el mundo exterior un misterio para la versión de adentro. Un mundo donde balancear la vida y el trabajo ya no es difícil, sino que imposible. Mientras los de adentro sufren al verse atrapados en el trabajo, incapaces de escapar de la oficina, los de afuera solo cobran el cheque y viven tranquilos sin dejar que los de adentro renuncien. Casi como una parodia de todas estas series que tratan a los compañeros de trabajo como una familia, es este sentimiento de impotencia lo que nutre la unión entre los de adentro. La excelente banda sonora, la bella dirección de arte y la brillante actuación de Adam Scott nos invita a acompañar a los empleados de esta empresa en una historia necesaria para hacernos recordad que el trabajo no lo es todo en esta vida. Es mejor, quizás, no tocar profundizar más en esta historia, ya que parte de la experiencia es ir juntando las pistas para resolver el misterio que envuelve la trama.  La primera temporada ya está disponible en Apple TV. Ideal para verla en una maratón de episodios un día domingo y terminarla temprano, ya que el lunes debemos volver a la oficina.

publicado hace 18 días

El cuento de la semana

La amada no enumeradaEllos han remendado mis piernas y me han dado un puesto en que puedo estar sentado: cuento las gentes que pasan por el nuevo puente. Les da gusto atestiguar con número su habilidad, se embriagan con esa nada sin sentido de un par de cifras, y todo el día, todo el día, marcha mi boca muda como la maquinaria de un reloj, amontonando cifras sobre cifras, para regalarles por la noche el triunfo de un número. Sus rostros resplandecen cuando les comunico el resultado de mi turno de trabajo; cuanto más alto es el número, tanto más resplandecen sus rostros y tienen motivo para acostarse satisfechos en la cama, pues muchos miles pasan diariamente por su nuevo puente… Pero sus estadísticas no están bien. Me da mucha pena, pero no están bien. Soy un hombre en quien no se puede confiar, aunque entiendo que despierto la impresión de lealtad.En secreto me produce alegría quitarles uno de vez en cuando, y luego también, cuando siento compasión, regalarles un par de más. Su felicidad está en mi mano. Cuando estoy furioso, cuando no tengo nada que fumar, indico solamente el término medio, algunas veces por debajo del término medio, y cuando mi corazón late, cuando estoy contento, dejo que mi generosidad fluya en un número de cinco cifras. ¡Son tan felices! Me arrancan en cada ocasión el resultado de mi mano y sus ojos se iluminan y me dan palmaditas en el hombro. ¡No sospechan nada! Y luego empiezan a multiplicar, dividir, porcentualizar, yo no sé qué. Calculan cuántos pasarán hoy cada minuto por el puente y cuántos pasarán en diez años por el puente. Aman el segundo futuro; el segundo futuro es su especialidad y, sin embargo, me da mucha pena, todo eso no concuerda…Cuando mi pequeña amada pasa por el puente -y pasa dos veces por día- mi corazón simplemente se detiene. El incansable latir de mi corazón sencillamente se detiene, hasta que ella dobla hacia la avenida y desaparece. Y todos los que pasan en ese tiempo, los silencio. Esos dos minutos me pertenecen a mí, a mí solo, y no dejo que me los quiten. Y aun cuando ella al atardecer regresa de su heladería -yo he sabido entretanto que trabaja en una heladería- cuando pasa por el otro lado de la acera frente a mi boca muda, que tiene que contar, contar, mi corazón se detiene de nuevo y comienzo de nuevo a contar, cuando ya no la veo a ella. Y todos los que tienen la suerte de desfilar en esos minutos ante mis ojos ciegos, no entran en la eternidad de las estadísticas: hombres de sombra, mujeres de sombra, seres de la nada, que no marcharán con los demás en el segundo futuro de las estadísticas…Está claro que la amo. Pero ella no sabe nada de esto y no quiero tampoco que lo sepa. No debe sospechar de qué modo tan increíble ella anula todos los cálculos, y ella debe ser inocente y no sospechar nada, y con sus largos cabellos castaños y sus tiernos pies marchar a su heladería, y ha de recibir muchas propinas. La amo. Está clarísimo que la amo.Recientemente me han supervisado. El camarada, que está sentado al otro lado y tiene que contar los autos, me advirtió ya muy pronto y yo hice maldito el caso. He contado como un loco; un cuentakilómetros no puede contar mejor. El superestadístico en persona se colocó allá enfrente, al otro lado, y ha comparado después el resultado de una hora con el resultado de mi hora. Yo solo tenía uno menos que él. Mi pequeña amada había pasado y jamás en la vida hubiera hecho yo transportar a esa hermosa criatura al segundo futuro; esa mi pequeña amada no debe ser multiplicada y dividida y ser transformada en una nada porcentual. Mi corazón sangraba de tenerla que contar, sin poderla seguir mirando, y al amigo de allá, el que tiene que contar los autos, le estoy muy agradecido.El superestadístico me ha dado palmaditas en el hombro y ha dicho que soy bueno, confiable y fiel. «Errar uno en una hora», ha dicho, «no es mucho. Sin embargo, tenemos en cuenta un cierto desgaste porcentual. Solicitaré que sea usted trasladado a contar carros de caballos».Carros de caballos es naturalmente una suerte.Carros de caballos es una alegría como nunca antes.Carros de caballos hay todo lo más veinticinco por día, y hacer que cada media hora caiga el siguiente número en el cerebro, ¡es una alegría! Carros de caballos sería magnífico. Entre cuatro y ocho no puede pasar ningún carro de caballos por el puente, y podría ir a pasear o apresurarme a la heladería, podría mirarla largamente o podría quizás llevarla un rato hacia casa, a mi pequeña amada no numerada…

publicado 15 Julio 2022

Novedades Biblioteca CIS

Los Effinger, por Gabriele TergitUn clásico recuperado de la literatura alemana.A finales del siglo XIX, Karl y Paul Effinger, hijos de un modesto relojero judío de Baviera, llegan a Berlín en busca de fortuna. Con el tiempo, su pequeña fábrica prosperará hasta convertirse en una de las pioneras en la producción de automóviles. Gracias también a su matrimonio con las hermanas Klara y Annette Oppner, herederas de una importante familia de banqueros berlineses, se convertirán en una de las familias más respetadas y admiradas de la ciudad.Esta saga recorre la vida de cuatro generaciones desde la radiante Alemania de Bismarck a los oscuros años de la segunda guerra mundial; sus protagonistas, judíos, ardientes patriotas y prusianos, se verán arrastrados por las corrientes devastadoras de la historia. Polifónica y tan adictiva como históricamente precisa, la novela registra los drásticos cambios sociales y políticos de la Europa de la época y su enorme impacto en la esfera íntima y familiar. Un retrato profundamente humano en el que cobra especial relevancia la vida de las mujeres y su conquista de un nuevo rol en la sociedad moderna.Publicada por primera vez en 1951 en Londres e injustamente olvidada durante años, la reedición de esta novela en Alemania en 2019 la consagró como un auténtico clásico.

publicado 15 Julio 2022

“Shahat nehilá”, un Iom Kipur para no olvidar

Ya está disponible en HBO Max, la plataforma de streaming de la cadena televisiva norteamericana, la serie israelí “Shahat nehilá” (“Valley of tears”, 2021), basa en la Guerra de Iom Kipur. Vista desde la experiencia de los soldados y reservistas que estuvieron en la línea de fuego, retrata la tensión y peligro que enfrentó Israel tras el ataque relámpago de Egipto y Siria, en el día de Iom Kipur de 1973, el que desató una de las mayores guerras que se han vivido en el Medio Oriente y en el que se vieron envueltos Estados Unidos y la Unión Soviética, que se encontraban en medio de la Guerra Fría.“Shahat nehilá” se desenvuelve en torno a tres historias distintas protagonizadas por jóvenes combatientes que no pasan por mucho de los 20 años. Tres líneas temporales que confluyen en una batalla final en la que tendrán que darlo todo por salvar a sus familias. El título en hebreo hace referencia a la hora del ataque, que coincidió con la tefilá de Nehilá, en la última parte de Iom Kipur, pero en inglés -”Valley of Tears” (valle de lágrimas)- hace referencia al nombre por el que pasaron a conocerse los Altos del Golán, la meseta entre Israel, Siria, Líbano y Jordania, donde se desató la batalla.Detrás del libreto de “Shahat Nehilá” se encuentran algunos de los guionistas más conocidos del país hebreo. Están acreditados como creadores, Ron Leshem (“Euphoria”), Amit Cohen (“False Flag”) y los cineastas Daniel Amsel y Yaron Zilberman (autores de la película “El último concierto”). Zilberman se encarga, además, de la dirección de todos los episodios.Por otra parte, pese a que cuenta en el reparto con la estrella Lior Ashkenazi (“Our Boys”), la serie apuesta para el resto del elenco por jóvenes intérpretes no tan conocidos fuera de sus fronteras como Abraham Aviv Alush (“The Sack”), Lee Biran (“Hatsuya”), Shahar Taboch (“Runaway”) y Joy Rieger (“The Greenhouse”), además de Ofer Hayoun (“Euphoria”) y Maour Schwitzer (“Shitsel”).

Una experiencia significativa para talmidim y sus familias

Durante el mes de julio comenzó un nuevo curso de Talmud Torá en el Círculo Israelita de Santiago, CIS, con grupos más numerosos que otros años, como nos comenta Vivi Kremer, su coordinadora. “Están todos súper entusiasmados y comprometidos con este inicio, y nosotros como equipo vamos mejorando cada vez más la experiencia de Talmud Torá, que sea más significativa”, agrega, añadiendo que este año sumarán cerca de 90 alumnos. Dentro de estos talmidim se cuenta Carolina Brenner Cohen, de 10 añoa de edad, que comenzó voluntariamente, de forma adelantada, la formación para su Bat Mitzvá. Como nos cuenta su padre, Daniel Brenner, sus hermanos Ana (16) y Rafael (13) celebraron en abril de 2018 y en mayo del presente año sus respectivos Bat y Bar Mitzvá. ¿Qué los decidió como familia a elegir el CIS para los Bar y Bat Mitzvá de sus hijos?-El CIS es nuestra comunidad, la que nos acogió en nuestro matrimonio en Serrano. Preferimos la preparación en el CIS por su mirada humanista, cálida e igualitaria entre niños y niñas y en la que hay especial preocupación por la formación mas allá de la valiosa liturgia.¿Cómo ha sido la experiencia para uds. como familia? -Para nosotros ha sido una experiencia maravillosa en la que pudimos participar de la preparación de Ana y Rafa y ahora de Carolina. Los Rabinos, Profesores y Jazan se comprometieron personalmente en la formación y nos han permitido y estimulado a participar del estudio y ceremonia. La experiencia de ambas ceremonias (Bat de Ana y Bar de Rafa) fue hermosa y conmovedora, con mucha preocupación, además del equipo complementario de asistentes y secretarias del Rabinato. Sentimos que hemos celebrado en una familia ampliada. Para este semestre, Talmud Torá del CIS contempla la realización semanal de Kabalat Shabat que son oficiados por los talmidim, así como otras actividades significativas, como fue el encuentro con Rudi Haymann, sobreviviente de la Shoá, durante el primer semestre. Esto, con el afán de hacer la experiencia de formación de los Bnei Mitzvá relevante para ellos y para todos los miembros de la familia.

La investigación del cáncer del cofundador de Groupon también en Chile

Eric Lefkofsky, se hizo especialmente conocido por ser cofundador y presidente de Groupon - parte de una familia judía, afincados en el condado de Oakland, en Michigan- desde pequeño tuvo claro que quería ser un gran empresario.Hoy es el fundador y director ejecutivo de Tempus, empresa líder de soluciones de medicina de precisión que, a través de la recopilación y análisis de datos clínicos y moleculares, principalmente relacionados con el tratamiento del cáncer, está creando una biblioteca de esa información que espera conduzca a una atención médica más precisa. Los médicos y los investigadores podrán ver las tendencias en los resultados de los pacientes y orientar su trabajo en consecuencia. “Tempus está intentando llevar el poder de la inteligencia artificial a la atención médica, siendo el primer paso en todo eso, los datos”.En el 2013, Eric Lefkofsky y su mujer Liz se unieron a The Giving Pledge -en español, La promesa de dar-. Una campaña, promovida por Bill Gates y Warren Buffet, que motiva a los millonarios norteamericanos a dar gran parte de lo que tienen con fines filantrópicos. Ese es el espíritu que nos ha inspirado, en realidad Liz no necesitaba mucha inspiración, Ayudar a otros estaba en su ADN. Desde que perdió a su hermana a causa del cáncer cuando tenía cinco años, al verse enfrentada a una impotencia tan extrema, ella y su familia saben de primera mano lo que es rezar por la cura para una enfermedad terrible y, desafortunadamente, también saben lo que es que esas plegarias queden sin respuesta. No obstante, en 2014, se vieron enfrentados a la misma situación que intentaban, con ahínco, aliviar. Liz fue diagnosticada con cáncer de seno. "La mayoría de nosotros tiene la misma reacción (cuando te enteras de la noticia). 'No puedo creer lo confuso que esto es. No puedo creer que no haya más claridad en qué debemos hacer. No puedo creer que no haya más acceso a la información y a los datos (sobre el cáncer y las reacciones del cuerpo)'", mencionó en 2017. A pesar de ello, desde la desesperación, nació una luz de esperanza, que pronto se transformaría en una buena nueva para muchísimos pacientes. Y es que, a raíz de aquella inquietud, Lekofsky decidió fundar Tempus.“Ciertamente parece que toda mi carrera me ha llevado a este punto”, “Espero que este sea mi proyecto heredado”.Es la misma reflexión que hace Maritza Huerta, hoy representante de Tempus en Chile, quien gran parte de su carrera laboral la desempeñó como director comercial de dos reconocidas clínicas de Santiago, madre de cuatro hijos estudiantes del Instituto Hebreo, y que después de una lucha de casi dos años por el cáncer de páncreas de su esposo Ariel Yulis, se propuso acercar Tempus a más pacientes en Chile.“Estoy convencida que debemos encaminarnos a tratamientos oncológicos más precisos y a la medida de cada paciente, lo que debiera influir en las decisiones para el tratamiento más adecuado de ellos, más amable para su cuerpo, que optimice los tiempos y que en algunos casos incluso abra nuevas oportunidades a través de ensayos clínicos existentes en el mundo.”Tempus hoy presenta una oportunidad, porque cuenta con más de 5 millones de registros organizados de pacientes de cáncer producto de su acuerdo de licencia con la Sociedad Estadounidense de Oncología Clínica, un laboratorio de última generación que utilizando análisis predictivo e Inteligencia Artificial (IA), entrega un informe detallado del genoma del tumor permitiendo a los médicos personalizar los tratamientos contra el cáncer y hacerlos más efectivos. Por ejemplo: Un médico que trata a un paciente con cáncer de pulmón indica la oportunidad de realizar el examen, se envía una muestra de tumor a Tempus para la secuenciación genómica del ADN y ARN. Tempus identifica una mutación en el gen del receptor del factor de crecimiento epidérmico, que hace que las células crezcan y se dividan demasiado. El médico recibe un informe donde ser presenta en detalle y proporción la alteraciones genéticas presentes, señala los tipos de medicamentos más apropiados para su tratamiento con el fin que el médico prescriba una terapia dirigida que puede tener mejores resultados y, al mismo tiempo, proporciona en detalle los ensayos clínicos vigentes y prometedores que pudieran ser de utilidad también para ese paciente, explica Maritza."Estamos en el epicentro de lo que creo es el cambio de paradigma tecnológico más convincente que he visto. Mirar la composición molecular de las personas y usar esos datos para realmente guiar su cuidado", dijo Lekfofsky en una entrevista desde Tempus, que -de acuerdo a un reportaje de 'Forbes' - ya trabaja con el 40% de los oncólogos de Estados Unidos y más del 50% de los centros y hospitales académicos, quienes les envían pacientes y biopsias para análisis. Una cifra que enorgullece inmensamente al que sigue siendo director de Groupon, pero que tiene todos sus esfuerzos invertidos en la lucha contra el cáncer. Para conocer más de Tempus, www.tempuschile.cl.

“Fue una experiencia inolvidable”

A simple vista parecería una estudiante regular del Instituto Hebreo, una joven de 16 años más. Pero la verdad es que Sol Ottenhsimer Schreiber no es una adolescente común y corriente, es una seleccionada nacional de triatlón y la deportista que mayor cantidad de medallas le reportó a Chile en la última Maccabiah, su primera oportunidad en el evento deportivo más grande del mundo judío.La trayectoria de Sol comenzó a los 4 años observando a su padre, que también es triatleta, además de su entrenador cuando está en Chile. Además de Marcos Ottenhsimer -quien es socio y parte del Minián del Círculo Israelita de Santiago, CIS- Flor ha entrenado con el Team RPM, en la rama de natación del Estadio Israelita, en ciclismo en Chicureo y trote en el Verbo Divino. Entre sus auspiciadores se cuentan Subaru, Carozzi, Trek, Saucony, Bluseventy, Ekoi y Winler. En la última Maccabiah, Sol obtuvo medalla de oro en Triatlón y Aguas Abiertas; medalla de plata en Ciclismo, Maccabi Woman y Aguas Abiertas cat 16-19; y medalla de bronce en Media Maratón. Anteriormente, había recibido medalla de oro en los Juegos Suramericanos Rosario 2022, como parte de la delegación de Chile; primer lugar en la África Triathlon Junior Cup Larache y alcanzó el puesto 28 en su participación en su primera Copa Europa.¿Cómo llegaste a practicar deporte? ¿Y qué motivó de la triatlón?-Mi papá me inculcó el deporte desde muy chica, en ese minuto él practicaba triatlón, y yo seguí sus pasos hasta que un día decidí dedicarme de manera profesional, y dejar un poco de lado tomarlo como un juego.¿Cuál es tu rutina diaria, en una semana normal?-Algunos días entreno antes de ir al colegio, voy al colegio, el cual me apoya 100% como deportista y como estudiante. Tengo un horario especial y, cuando termina mi jornada escolar, le dedico prácticamente el 90% de lo que me queda del día a los entrenamientos. ¿Cómo lo haces con tus estudios cuando sales a competencias?-Dejo en stand-by el colegio y cuando vuelvo intento retomar y unirme a mis compañeros¿Qué te motivó a participar de la Maccabiah?-Siempre me llamaron la atención, desde México 2019 -a la que no pude ir por edad- hasta que me salió la oportunidad de ir a esta Maccabiah y sin dudarlo dije que si, no me quería perder otro evento de esa magnitud, literalmente unos Juegos Olímpicos Judíos.¿Cómo te preparaste para este evento? -Estuve entrenando y compitiendo en España, pero desde los 4 años que practico triatlón, así que llevo toda mi vida haciendo deporte, y hace cuatro años que le dedico mucho más tiempo.¿Qué te pareció la experiencia de la Maccabiah? ¿Y estás contenta con los resultados que obtuviste?-Estoy muy feliz con mi resultado, que a la vez me deja con ganas de seguir entrenando, para que en Buenos Aires 2023 pueda ir a buscar más medallas y ojalá todas de oro. Pero creo que fuera de las competencias, fue una experiencia inolvidable, conocí gente increíble, con la que espero no perder el contacto nunca.En Internet se lee que te llaman la “Chica superpoderosa”, ¿te acomoda ese apelativo? -Jajajaja, es nuevo ese sobrenombre, creo que salió de las maccabeadas.

El valor del encuentro

Estamos viviendo en una época en que pareciera ser que es más amplia la brecha entre jóvenes y adultos mayores. Amplitud que está dada principalmente por diferencias en costumbres, uso de las tecnologías, pero también por los años, pues cada vez vivimos más. En este contexto, surge como un valor generar puntos de encuentro, espacios gratuitos de compartir entre personas de diferentes edades, donde se enriquece la vida de ambas partes.Si nos preguntamos, ¿en qué se ven favorecidos los niños y jóvenes con el contacto con adultos mayores? O por el contrario, ¿en qué se benefician los adultos mayores de la cercanía con niños? Se puede decir que existen muchos beneficios. Para los niños, las experiencias de las personas mayores les reportan transmisiones de costumbres culturales, modelos positivos, aprenden sobre el pasado, pueden cambiar la percepción hacia las personas mayores, y con ello, ir derribando prejuicios, además pueden tener una red de apoyo ante tiempos difíciles, aumentan el sentimiento de responsabilidad social hacia las personas mayores, además de poder seguir aprendiendo de ellos, por mencionar solo  algunos beneficios.Posiblemente, muchos de nosotros tenemos experiencias cercanas de nuestras bobes y zeides, quienes nos han enseñado el valor del respeto, muchas tradiciones y costumbres, pero también hemos aprendido de su experiencia y sabiduría. Los adultos mayores, muchas veces, constituyen nuestro “cable a tierra”, ya que compartir con ellos, es una invitación a aprender de lo que ellos han vivido, y con ello, a priorizar lo importante.Por su parte, las personas mayores, se benefician del encuentro con niños y jóvenes, ya que se sienten más acompañados, pueden tener menos sentimiento de soledad y aislamiento, se producen vínculos de amistad que les permiten tener una integración a una vida de comunidad, así como es una gran oportunidad para poder seguir aprendiendo en este mundo donde la tecnología avanza tan rápidamente. Si esto se da en un contexto familiar, muchos adultos mayores pueden experimentar el sentirse útil, así como amar y ser amados.¿Quién no se ha sorprendido de cada logro que vive un niño en su proceso de desarrollo? Cuando dan un primer paso, cuando pronuncias las primeras palabras, la sorpresa que le causa encontrar algo, la alegría de las cosas más simples. Sin lugar a dudas, los niños tienen mucho que aportar, y se puede seguir enumerando una gran lista de beneficios del contacto intergeneracional, lo importante es darse cuenta de todo aquello que ambos pueden compartir, permite estrechar aún más los lazos.Es por eso que en Cisroco procuramos establecer vínculos intergeneracionales, por medio de los espacios de encuentro con las familias y la comunidad. Nuestras puertas están abiertas al ingreso de familiares y constantemente tenemos visitas de niños y jóvenes de los colegios e instancias comunitarias.

“Fue una linda Maccabiah”

El asesor de inversiones inmobiliarias Marcos Kaplun es un personaje familiar para quienes han ido a las maccabiadas. A su haber, tiene 30 maccabiadas en el cuerpo, entre las europeas, las panamericanas y las mundiales, y de hecho es el único maccabeo que ha asistido a las 14 maccabeadas continentales, que tendrán una próxima versión en Argentina, en el año 2023. En la última Maccabiah realizada en Israel, Marcos asistió como parte de la selección de squash del Estadio Israelita y también como parte de los invitados VIP del evento, dada su extensa carrera como dirigente comunitario en Maccabi latinoamericano y mundial, habiendo sido Presidente de la Confederación Latinoamericana Maccabi, CLAM. Recibió un reconocimiento como deportista y los honores como dirigente maccabeo, pudiendo participar de la ceremonia de inauguración en el Teddy Stadium de Jerusalem en la tribuna de honor, a pocos metros del Presidente de Estados Unidos, Joe Biden. Con su humor que lo caracteriza, nos dice que en esta Maccabiah “estaba muy contento de entrar a la cancha y salir vivo”, y que se le acercaron varias personas para sacarse fotos con él, a pesar de que no era el deportista de mayor edad en el evento: lo superaba un nadador de Venezuela con 84 años de edad. Marcos, en base a tu experiencia, ¿cómo fue esta Maccabiah? -La Maccabiah ha crecido mucho, tiene como 10 mil deportistas de más de 60 países. Y coincide con algo muy bueno para Israel, que hay mucho turismo. Entonces todos los hoteles están llenos, los tacos en la carretera son impresionante. Nosotros jugamos en Raanana y, dependiendo la hora, te podías demorar entre 20 minutos y una hora. La organización era un desafío y salieron adelante muy bien, fue una linda Maccabiah. Por ejemplo, nos tocó estar en una fiesta para los dirigentes en el Veolódromo, que lo donó una persona de canadiense a la que le gusta el ciclismo, él llevo a Israel fechas del Giro de Italia, que es una de las carreras más importantes del mundo. Además, el hecho de que haya estado Biden en la inauguración fue increíble, y yo estaba en la tribuna oficial. ¿Llegó de sorpresa o tenían planificado que fuera?-Se supo una semana antes, pero nadie lo creía. Fue una inauguración espectacular, con juegos de luces, tremenda. Además, esta fue la delegación más grande que ha llevado Chile. Yo quiero felicitar a Alan Guendelman y todo el equipo del Estadio Israelita: Jessica Kanonitsch, Álvaro Rosenblut, Robert Steckman, a todos quienes trabajaron, porque la verdad fue espectacular. A mí me llamó la atención que se llevaran un equipo de médicos de 10 personas, que estaba liderado por el Dr. Alfredo Mizraji. También llevaron un periodista y un camarógrafo que transmitieron en directo toda la Maccabiah.  ¿Qué es lo que destacarías de esta Maccabiah?-Acá es muy importante señalar que el trabajo que se empezó en CLAM en el año 2016, que fue continuado por Benny Speckman y su equipo en México, dio como resultado que alrededor de 3.000 deportistas de América Latina estuvieron presentes en Israel. 

Memoria de futuro

El versículo cinco del capítulo 1 de Dvarim (Deuteronomio) es bien particular en cuanto al verbo que allí se utiliza para lo que hizo Moshé.“Allende el Iarden, en la tierra de Moab, quiso Moshé explicar la Torá, esta, diciendo…”En principio se me ocurren dos preguntas:Si dice la Torá, “esta”, ¿es que hay otras? La segunda pregunta es sobre “quiso explicar”: ¿cómo lo hizo? ¿Pudo?Vamos por partes. Moshé y el pueblo de Israel están parados frente a la tierra de Israel. Es un pueblo joven, nacido en libertad y hay que recordarles y contarles de que se trata la Torá, la ley, los hechos ocurridos, la diferencia de esclavitud y libertad, que va a pasar cuando entren en la tierra prometida y tantas reglas adquiridas y entregadas por D-s a ellos ¡un pueblo peculiar! Los padres de este pueblo fueron los que escucharon y participaron de la revelación en el Sinaí y sus descendientes deben escuchar aquello, pero de boca del testigo que aún queda: el mismo, Moshé. Al parecer es Moshé el que está interesado en explicarle al pueblo, es su elección, y no un mandato divino. Le resulta importante que lo entiendan y, ¿qué es lo que tiene que explicar? Esta Torá. Rashi interpreta que lo que hizo Moshé fue enseñarla en 70 lenguas. Digamos que esa era la cantidad de lenguas conocidas en aquella época, un montón. Hoy hay más, ¿no? Cada uno en su lengua debía comprender y conocer las ideas esenciales; lo que quiere D-s, las leyes y los relatos. Ahora él quiere hablar sobre esta, lo que da a entender que a lo largo de los años del desierto surgieron detalles diferentes después del Sinaí y que era importante que estos jóvenes israelitas estén al tanto.Moshé entre todas las cualidades por las que lo conocemos, aquí lo vemos como responsable de la transmisión.Cada madre o padre, cada maestro asume la responsabilidad de transmitir. Cada transmisor debe saber que transmitir y conocer su “público”. Cada generación aprende de manera distinta y parece tener otros intereses. Entonces… cómo transmitimos la misma Torá. Nos debemos preguntar qué es lo esencial y que es lo relativo a los tiempos que vivimos y cómo llega ese mensaje a nuestros destinatarios. Cada uno de nosotros tiene el deseo de transmitir nuestras historias, costumbres y convicciones y, como dice Jacques Hassoun en su libro Los contrabandistas de la memoria, refugiarse en tradiciones y prácticas ancestrales trae consigo el riesgo de mantenerse al margen de los cambios sociales. No obstante, el rechazo o el silencio sobre la historia de quienes nos precedieron puede tener como efecto la producción de generaciones a la deriva, sin continuidad y carentes de referencias.Es nuestro deber, al igual que hizo Moshé transmitir esta Torá, la misma de siempre en nuestros días, con lo que pasó entre generación y generación y en la lengua que nuestro receptor entienda. Como nos enseña Mishlei (Proverbios) 22-6: “Instruye al niño en su camino, Y aun cuando fuere viejo no se apartará de él.” En el momento que Moshé dice estas palabras que acabamos de analizar, hay un encuentro ente el presente del pueblo, el relato del pasado y en el que él se incluirá rápidamente, ya que está diciendo sus últimas palabras a sus dirigidos, y el futuro en la tierra prometida. Por eso engloba un discurso pedagógico moral y valórico. Trata de encadenar su alma y la de la nación en el tiempo sin tiempo del devenir por el desierto, y el establecimiento y formación de una nación. Moshé instala la memoria. Memoria, ¿por qué recordar y recordar? La memoria nos retrotrae emociones dolorosas, tristeza, añoranza, culpa, pérdida. ¿Por qué no borrarla? Porque somos memoria, porque somos la transmisión de la memoria, porque la memoria nos sostiene hasta la próxima posta, la próxima generación que tenga que explicar en otro idioma, la Torá. La memoria se cuela en cada mesa, en el estudio, en la sala de clase, en cada experiencia compartida y es responsabilidad de cada educador, padre, madre, dirigente permitirle la entrada y que se haga parte del presente porque solo así proyectaremos al futuro. 

El valor del encuentro

Estamos viviendo en una época en que pareciera ser que es más amplia la brecha entre jóvenes y adultos mayores. Amplitud que está dada principalmente por diferencias en costumbres, uso de las tecnologías, pero también por los años, pues cada vez vivimos más. En este contexto, surge como un valor generar puntos de encuentro, espacios gratuitos de compartir entre personas de diferentes edades, donde se enriquece la vida de ambas partes.Si nos preguntamos, ¿en qué se ven favorecidos los niños y jóvenes con el contacto con adultos mayores? O, por el contrario, ¿en qué se benefician los adultos mayores de la cercanía con niños? Se puede decir que existen muchos beneficios. Para los niños, las experiencias de las personas mayores les reportan transmisiones de costumbres culturales, modelos positivos, aprenden sobre el pasado, pueden cambiar la percepción hacia las personas mayores, y con ello, ir derribando prejuicios, además pueden tener una red de apoyo ante tiempos difíciles, aumentan el sentimiento de responsabilidad social hacia las personas mayores, además de poder seguir aprendiendo de ellos, por mencionar solo algunos beneficios.Posiblemente, muchos de nosotros tenemos experiencias cercanas de nuestras bobes y zeides, quienes nos han enseñado el valor del respeto, muchas tradiciones y costumbres, pero también hemos aprendido de su experiencia y sabiduría. Los adultos mayores, muchas veces, constituyen nuestro “cable a tierra”, ya que compartir con ellos, es una invitación a aprender de lo que ellos han vivido, y con ello, a priorizar lo importante.Por su parte, las personas mayores, se benefician del encuentro con niños y jóvenes, ya que se sienten más acompañados, pueden tener menos sentimiento de soledad y aislamiento, se producen vínculos de amistad que les permiten tener una integración a una vida de comunidad, así como es una gran oportunidad para poder seguir aprendiendo en este mundo donde la tecnología avanza tan rápidamente. Si esto se da en un contexto familiar, muchos adultos mayores pueden experimentar el sentirse útil, así como amar y ser amados.¿Quién no se ha sorprendido de cada logro que vive un niño en su proceso de desarrollo? Cuando dan un primer paso, cuando pronuncias las primeras palabras, la sorpresa que le causa encontrar algo, la alegría de las cosas más simples. Sin lugar a dudas, los niños tienen mucho que aportar, y se puede seguir enumerando una gran lista de beneficios del contacto intergeneracional, lo importante es darse cuenta de todo aquello que ambos pueden compartir, permite estrechar aún más los lazos.Es por eso que en Cisroco procuramos establecer vínculos intergeneracionales, por medio de los espacios de encuentro con las familias y la comunidad. Nuestras puertas están abiertas al ingreso de familiares y constantemente tenemos visitas de niños y jóvenes de los colegios e instancias comunitarias.

Una startup de Israel desarrolla un remedio antiviral universal

Las terapias antivirales contra el COVID-19 -como Paxlovid de Pfizer y Lagevrio de Merck- reducen las tasas de hospitalización y muerte de los pacientes de alto riesgo en casi un 90 por ciento, pero el virus SARS-CoV-2 muta rápido y eso significa que hay que desarrollar constantemente nuevos antivirales para mantenerse a la vanguardia de la curva de la enfermedad.En ese sentido, la startup ViroBlock de Jerusalén creó una nueva plataforma de medicamentos para generar con rapidez diferentes medicamentos que se dirigen a las proteínas comunes a todas las variantes de COVID-19 y otros virus, incluidos la gripe, el Zika y la hepatitis, entre otros.Esta plataforma apunta a la proteína E (por “envoltura”) en un virus, que son 95 por ciento similares, sin importar el tipo de patógeno.Por otro lado, las proteínas de pico en los virus SARS-CoV-1 y SARS-CoV-2 son solo un 75 por ciento idénticas.Esto se traduce en que probablemente los medicamentos de ViroBlock seguirán siendo efectivos incluso cuando un virus mute.Este es un problema que asoma cada año cuando las compañías farmacéuticas intentan adivinar la dirección de la gripe de la próxima estación.Además, ViroBlock inhibe una proteína separada -la 3ª- presente en la mayoría de los virus.“Con nuestra tecnología patentada podemos identificar objetivos en una nueva amenaza viral o variante, desarrollar inhibidores contra ella y determinar el potencial de resistencia del virus contra el nuevo medicamento, y todo a un ritmo sin precedentes”, indicó Isaiah (Shy) Arkin, profesor de química biológica en la Universidad Hebrea de Jerusalén y director ejecutivo de ViroBlock.De acuerdo con el especialista, los científicos tienen que desarrollar nuevos agentes y un enfoque personalizado para atacar cada nuevo virus sin la capacidad de predecir cómo ese virus desarrollará resistencia.La próxima fase de los ensayos clínicos de ViroBlock probará la eficacia de su nuevo enfoque antiviral en humanos.En la actualidad, la compañía también tiene proyectos de remedios que se prueban y que podrían ser efectivos contra otros virus.ViroBlock fue fundada 2020 a través de Yissum, la empresa de transferencia de tecnología de la Universidad Hebrea.​

Séraj bat Asher

Séraj bat Asher es un personaje entrañable. La primera vez que aparece en el texto bíblico la encontramos en la nómina de los hijos de Israel que bajaron a Egipto. En una genealogía básicamente masculina (como todas en la Torá) llama la atención que, al enumerar a los hijos y nietos de Jacob, se nos informa que Asher tenía una hija: Séraj (Bereshit 46:17). Pero más notable es que, al leer los nombres de quienes salieron de Egipto tras el largo proceso de esclavitud, entre los descendientes de Asher vuelve a aparecer su hija, Séraj (Bemidvar 26:46).La pregunta no se hace esperar y el Midrash se hace cargo de ella: ¿cómo se explica que un ser humano haya entrado a Egipto y salido de allí después de más de 400 años? La respuesta de los sabios produce este maravilloso personaje.Según el midrash de Séfer Hayashar, cuando los once hijos de Jacob vuelven de Egipto con la noticia de que Josef aún está vivo, se preguntan quién podrá darle la noticia al padre sin que muera de la impresión. Y la joven Séraj se ofrece a hacerlo. Toma su arpa y con voz dulce comienza a cantar para su abuelo: “Mi tío Josef está vivo, mi tío Josef te está esperando en Egipto”. Jacob bendice a su nieta diciéndole: “Hija mía, que la muerte nunca tenga poder sobre ti hasta el final de los tiempos, puesto que has revivido mi espíritu”. Así, Séraj bat Asher se une a los nueve personajes que, según la tradición, posen la inmortalidad; entre ellos se encuentran Eliahu Hanaví, el Mashíaj y la hija del Faraón (Dérej Éretz, Zutá).Siglos después, Moshé se presenta ante los ancianos para anunciarles que D´s los ha recordado y los sacará de Egipto. La expresión que utiliza es “pakod ifkod” (ciertamente los recordará). Y nuevamente es Séraj bat Asher quien confirma que Moshé no es un impostor. Ella recuerda que, cuando su tío Josef murió les prometió que D´s los recordaría (pakod ifkod) y les hizo jurar que, cuando eso ocurriera, lo llevaran a la tierra de Canaán para ser enterrado allí. Séraj bat Asher conoce la clave de la redención y permite que el proceso de liberación comience. También es Séraj bat Asher quien recuerda dónde está el cuerpo de Josef para que el éxodo se pueda concretar (Yalkut Shimoni).Pero los midrashim acerca de Séraj bat Asher no terminan acá. Leemos en Midrash Mishlei que la mujer virtuosa y sabia descrita en Eshet Jail, (Proverbios 31), no es otra que Séraj bat Asher, la misma mujer sabia que salva a su ciudad de la destrucción a manos del ejército del rey David (II Shmuel20).Séraj bat Asher vuelve a aparecer en el Talmud. Leemos en Pesikta de rav Kahana que los sabios estaban en el Beit Midrash estudiando la apertura del Mar Rojo. Al llegar al versículo que dice: “Y las aguas formaban una pared a derecha e izquierda”, Rabi Yojanán explicó que se veía como un enrejado. Y aparece Séraj bat Asher, interrumpe a los sabios y les dice: “Yo estuve allí y no es como ustedes dicen, se veía como una ventana iluminada”.Séraj bat Asher es una mujer muy singular. Es sabia, empática, asertiva, creativa y sensible. Conoce las claves, el lenguaje simbólico de la redención y, por sobre todo, es depositaria de la memoria histórica de nuestro pueblo. Pero lo más notable es que Séraj bat Asher es un personaje midráshico, es una creación de Jazal, nuestros sabios de bendita memoria. En la Torá no es más que un nombre que se repite dos veces. Toda la descripción de esta mujer extraordinaria es creación de los hombres extraordinarios que componen nuestra Torá Oral.Mucho se debate acerca de si el judaísmo es machista. Podríamos pensar que lo es, si consideramos, por ejemplo, lo poco usual que resulta hallar mujeres en las genealogías o la ausencia casi total de ellas en las posiciones de poder temporal o espiritual. Pero debemos recordar que la Torá data de hace cuatro mil años y sería anacrónico pretender una mirada feminista o igualitaria en un texto de tal antigüedad. Sin embargo, sí encontramos un personaje como Séraj bat Asher, creado por los rabinos talmúdicos en tiempos tan lejanos como los primeros siglos de nuestra era. Podrían haber creado un personaje masculino para encarnar estos valores, si lo hubieran deseado; pero decidieron colocarlos en una mujer que, en la Torá, es casi inexistente. Séraj bat Asher es una mujer que puede inspirarnos con su inteligencia y su coraje. Y que nos recuerda que nuestro judaísmo tiene lugar para todos y para todas.

Yes, we can

Como decía el Presidente de Estados Unidos, Barak Obama: “Yes, we can”. Este Shabat, el Shabat anterior a Tisha Be Av, se llama "Shabat Jazón". En la Torá se lee Parashat Devarim, y la Haftará comienza con las palabras "Jazón Ishaiahu".Tal vez esta es una palabra que necesita ser desempolvada, "visión". No se trata lo suficiente a diario. Tisha Be Av es un recordatorio anual de nuestra gran historia, que es mucho más grande que nosotros. En los últimos años, en la política en general y en Israel en específico, parecía que los políticos solo tenían una gran ambición: 61. Alguien obtendría 61 mandatos. Pero no volvimos aquí solo para establecer un gobierno de 61 mandatos, sino para volver a nosotros mismos después de 2.000 años de exilio, para ser una bendición para esta región y una bendición para el mundo entero.Palabras como "redención" o "santidad" nunca asustaron a nuestros antepasados, ni en el exilio ni al comienzo del sionismo. Hoy el léxico es mucho más modesto. Muchas veces hablan de derechos y no de deberes, solo de valores globales y no nacionales-judíos, y solo quieren crear un sistema donde todas las tribus -de alguna manera- se lleven bien entre sí, sin una visión común.Nuestros comentaristas explican que Shabat Jazón es el Shabat donde todos deben imaginar lo máximo: la redención general e individual. Este es el momento de prestar atención a lo que falta en el mundo, a la ausencia, al vacío, a los problemas, a las dificultades, y orar por el bien. Después de dos años de COVID, después tantos desastres y crisis, no es difícil conectarse con el dolor y exigir un mundo reformado.Así escribió el Rabino Kook: "Comenzamos a decir algo grande, entre nosotros y en los oídos de todo el mundo, y aún no lo hemos terminado. Estamos parados en medio de nuestro discurso". Tisha Be Av no es solo un día de luto por lo que hemos perdido, sino un día de recordatorio de lo que se espera de nosotros.Pero qué pasa cuando dejamos de creer que somos capaces de tamaña obra. Ahí es el momento de volver a la gran enseñanza de Dvarim así como de todo el último libro de la Torá. En el primer encuentro con D-s, Moshé dice: "No soy un hombre de palabras". También añade que es "Pesadez de boca y pesadez de lengua". Pero el libro de Deuteronomio, que comienza a leerse esta semana en la Torá, se abre con las palabras: "Estas son las palabras que habló Moisés a todo Israel". Todo el libro consta de maravillosos discursos de Moisés. Nos deja un testamento, un legado espiritual, un minucioso e impactante discurso de "Yes, I can". Entonces, ¿qué pasó aquí? ¿Cómo pasamos de "No soy un hombre de palabras" a "Estas son las palabras de Moshe a todo el pueblo"? Nuestros sabios explican: Moshé recibió una misión, recibió una posición. Debería sacar al pueblo de Egipto, enseñarles la Torá y llevarlos a Israel. Cuando una persona tiene una meta, un objetivo y una visión, es posible superar muchas dificultades, tanto diagnósticos externos como cosas que pensamos erróneamente sobre nosotros mismos. Es posible. La Torá no se trata de superhéroes. Ella quiere enseñarnos que fue el mismo Moshé que tartamudea, que dijo "No soy un hombre de palabras egoístas", se convirtió en aquel con cuyas palabras tratamos todos los días, durante miles de años, incluso en este momento.

Ingeniero de la Autoridad Palestina, recibió neurocirugía en Israel que salvó su vida

Un ingeniero de 32 años que vive en Nablus y trabaja para la Autoridad Palestina ha sido salvado en el Centro Médico Rambam de Haifa después de que se le diagnosticara un tumor cerebral en un lugar en el que la cirugía habría causado normalmente graves daños.Adel Hanaisha necesitó cirugía y tecnologías especializadas para extirpar un tumor en la cabeza que solo Rambam podía ofrecer. Después de sufrir constantemente dolores de cabeza, mareos e incluso lapsos momentáneos de conciencia, su médico en la AP descubrió un tumor cerebral. El médico dijo que si no se extirpaba rápidamente, probablemente causaría graves daños a su cerebro y a su calidad de vida, pero la cirugía altamente especializada y compleja que necesitaba no estaba disponible en la AP.El especialista de Hanaisha le dijo que el Dr. Iddo Paldor, subdirector del departamento de neurocirugía del Rambam, era un especialista en la extirpación de tumores cerebrales y el único cirujano que conocía que podía extirparlo con equipo especializado sin dañar su cerebro. Y no había tiempo que perder.«El uso de las capacidades avanzadas del microscopio nos permite en el Rambam alinear nuestro tratamiento de los tumores cerebrales con los centros líderes del mundo», dijo Paldor. «El microscopio nos ayuda a reducir aún más el daño a las zonas sensibles del cerebro que rodean las lesiones que se tratan. Con este microscopio, podemos ofrecer la neurocirugía más avanzada del mundo a los pacientes que han elegido el Rambam.»

Los judíos conforman la minoría religiosa más atacada en Canadá

Los 380.000 judíos de Canadá fueron la minoría religiosa más atacada por crímenes de odio denunciados a la policía en 2021, informó el martes el encargado oficial de estadísticas en ese país de América del Norte.Statistics Canada dijo que la comunidad judía, que comprende alrededor del 1% de la población, fue víctima del 14% de los crímenes de odio denunciados. Los judíos experimentaron un aumento del 47% en los crímenes de odio reportados en comparación con 2020, según la oficina."Estamos profundamente preocupados de que los incidentes de crímenes de odio aumenten una vez más en Canadá en 2021", expresó Shimon Koffler Fogel, jefe del Centro para Israel y Asuntos Judíos. "Esta tendencia inquietante demuestra claramente la necesidad de medidas más proactivas para detener el creciente odio dirigido a diversos canadienses en función de su identidad", añadió.Solo los canadienses negros, que representan alrededor del 3,5% de la población del país, reportaron más crímenes de odio. En general, 1,3 judíos canadienses de cada 1,000 informaron haber sido víctimas de crímenes de odio en 2021."Estadísticamente, los judíos canadienses tenían 10 veces más probabilidades que cualquier otra minoría religiosa canadiense de informar ser el objetivo de crímenes de odio", dijo Fogel. "Esto es alarmante".El recuento oficial de Canadá mostró la misma tendencia que los recuentos de incidentes antisemitas en otros países el año pasado. Los Países Bajos, Francia y el Reino Unido informaron de un aumento de los incidentes de antisemitismo, mientras que la Liga Antidifamación, una organización sin fines de lucro en los Estados Unidos, dijo que registró más incidentes antisemitas el año pasado que en cualquier otro momento desde que comenzó a rastrear incidentes en 1979.

La orden de expulsión de un imán acusado de antisemitismo abre una brecha política en Francia

Gérald Darmanin, ministro del Interior, ha ordenado la expulsión del imán islamista Hassan Iquioussen, que ha recibido el rechazo de La Francia Insumisa, LFI, (extrema izquierda populista), acusando al gobierno de Emmanuel Macron de «represivo» e «islamófobo», informó ABC Internacional.Darmain justifica la próxima expulsión de Iquioussen por estas razones: «Desde hace años, este imán propaga un discurso de odio, defendiendo tesis antisemitas, contra los valores y principios de Francia, contrario a los valores de la laicidad y la igualdad entre mujeres y hombres».David Guiraud, diputado y portavoz parlamentario de LFI, responde al ministro del Interior de este modo: «El ministro insiste día tras día en su discurso islamófobo y represivo. Los demócratas defensores del Estado de derecho deben responder. La arbitrariedad antidemocrática afecta hoy a los musulmanes, mañana afectará a los miembros de asociaciones o responsables políticos».A juicio del ministro del Interior, Iquioussen es una amenaza pública creciente. La página/cadena propia del imán islamista tiene más de 169.000 seguidores en YouTube. En Facebook, Iquioussen tiene más de 42.000 seguidores. Desde hace años, el Consejo representativo de las instituciones judías de Francia acusa al imán de antisemitismo agresivo.Durante los últimos doce meses, Darmanin ha ordenado la expulsión de varios centenares de extranjeros en situación irregular, ha ordenado el cierre de una veintena de mezquitas y la expulsión de una docena de imanes. La expulsión del imán Iquioussen se inscribe en esa estela, cuando el gobierno de Emmanuel Macron se propone aprobar nuevas medidas represivas contra los delincuentes extranjeros y el «islam separatista».

Una galaxia a 500 millones de años luz

El telescopio espacial James Webb sigue produciendo fotos sorprendentes. Ahora, sus instrumentos han logrado asomarse al caos de la galaxia Rueda de Carro, revelando nuevos detalles sobre la formación de estrellas y los agujeros negros.Esta peculiar galaxia no se muestra sola. La potente mirada infrarroja del Webb ha logrado una instantánea detallada de Rueda de Carro, pero también de dos galaxias compañeras más pequeñas con un telón de fondo de muchas otras galaxias.La instantánea, que también revela el comportamiento del agujero negro dentro del centro galáctico de la galaxia, proporciona una nueva visión de cómo esta ha cambiado a lo largo de miles de millones de años, señalan en sendas notas de prensa la estadounidense NASA y la Agencia Espacial Europea (ESA).La galaxia Rueda de carro, situada a unos 500 millones de años luz en la constelación de Sculptor, supone una visión poco común.Su aspecto, muy parecido al de la rueda de un carro, es el resultado de un intenso acontecimiento: una colisión a gran velocidad entre una gran galaxia espiral y otra más pequeña, no visible en esta imagen.Las colisiones de proporciones galácticas provocan siempre una cascada de eventos diferentes y más pequeños entre las galaxias implicadas; Rueda de carro no es una excepción. La colisión afectó sobre todo a su forma y su estructura.Esta galaxia presenta dos anillos, uno interior brillante y uno circundante de color. Estos se expanden hacia el exterior desde el centro de la colisión, como las ondas de un estanque después de arrojar una piedra en él.

Chile se luce con delegación histórica en la 21a Maccabiah

Ya terminó la Maccabiah número 21, una de las maccabiadas mundiales más significativas. Por una parte, por el retraso que sufrió debido a la pandemia (estaba programada originalmente para realizarse en julio de 2021). También, por la situación sanitaria mundial, con nuevas variantes y peaks de casos, que obligan a los países a ir renovando sus medidas de contingencia. Y, en tercer lugar, por tratarse de la Maccabiah más multitudinaria en la historia de este evento deportivo judío nacido en 1932, incluso antes de la creación del Estado de Israel, con 10.000 deportistas judíos provenientes de más de 60 países en el mundo.Todos estos factores hicieron de este un evento inolvidable, que tuvo su ceremonia inaugural el pasado 14 de julio, en el Estadio Teddy de Jerusalem, con la presencia del Presidente de Israel, Isaac Herzog; el Primer Ministro, Yair Lapid, y el Presidente de Estados Unidos, Joe Biden, quien se encontraba en su primera visita oficial en el país. En ese evento, la comitiva chilena, del Estadio Israelita Maccabi, se lució desfilando con su delegación más grande de la historia, 207 deportistas de todas las edades, que contagiaron de energía a todos los presentes en la apertura. Chile volvió con recuerdos que quedarán en la memoria de los deportistas, organizadores, delegados, médicos y otros miembros de la delegación, para siempre, y un récord de 15 medallas, ubicándose en el puesto 14 del ránking general. Por esto, quisimos pedirle a algunos de los protagonistas de este evento extraordinario que compartieras sus impresiones, para conocer más de lo que fue esta vivencia en primera persona.—-Jessica Kanonitsch, Gerenta General EIM:“Es uno de los proyectos más importantes de mi vida”En términos gruesos, la delegación de Chile estaba compuesta por 207 personas. Es un número histórico para nosotros y, como país, somos el único que llevó una delegación que superó el 1% del total de la población judía de su país. Ni siquiera Canadá, Estados Unidos, Sudáfrica, Brasil, Argentina o Australia, que eran las delegaciones más grandes. Este número se compone, aproximadamente, en un 35% de personas de la categoría Junior (hasta 18 años), 30% de Open (entre 18 y 35 años) y 35% de Máster (35 años). Los deportes las categorías también son un récord histórico para nosotros, porque llevamos básquetbal junior, básquetbol 3x3; vóleibol junio, open y máster; fútbol junior, open y máster; natación máster; tenis junior, open y máster, futsal y gimnasia junior, y squash. Nunca habíamos llevado tantas disciplinas, ni tantas personas de distintas edades. Básicamente, la diferencia está en el número, que duplicamos, y en la cantidad de disciplinas que llevamos, así como en la diversidad de las edades de los y las deportistas. También en la participación femenina, que es casi un 30% del total de la delegación, lo que también es histórico. Y en el contingente médico que llevamos, un grupo de 10 personas entre médicos, kinesiólogos, masoterapeutas, enfermeros, un equipo tremendamente completo. Finalmente, destaca el nivel de voluntariado, llevamos adultos a cargo de los niños, porque llevamos más de 70 juniors, y teníamos un papá delegado para cada equipo, lo que nos ayudó mucho. En total, fueron cinco papás delegados, que fueron de manera voluntaria, para los casos de vóleibol, fútbol, gimnasia, básquetbol y futsal junior. La pandemia, obviamente, nos asustó mucho; sin embargo, nos ayudó también. Se dio un fenómeno a nivel global, en especial a los paíse latinoamericanos, en que la gente estaba deseosa por viajar y por ir a una Maccabiah, cosa que no había pasado antes. La pandemia empujó a la gente a disfrutar la vida, a disfrutar las experiencias y a disfrutar el momento, y eso hizo que muchos países llevaran delegaciones enormes. En términos generales, mi opinión del evento es que fue extraordinario. Fue una Maccabiah que superó con creces el número de participantes que se esperaban y eso fue un poco debordante, a última hora tuvieron que contratar hoteles que no tenían contemplados. La organización tuvo desafíos importantes y, para nosotros, como delegación fue una Maccabiah dura, justamente por estos desajustes que hubo, pero logramnos salir adelante y fue una experiencia inolvidable y maravillosa para quien le preguntes, algo único e indescriptible que todos quieren volver a vivir y quieren que sus hijos vivan. Una Maccabiah es algo que no se puede llevar a palabras. Yo no creía cuando la gente me decía “No, es que una Maccabiah es lo máximo, es increíble”, hasta que fui por primera vez el año 2013 y comprobé que es una experiencia maravillosa, única, y que tenemos el privilegio de poder vivir quienes somos judíos. Cantar el Hatikva con 30 mil personas de todos los países, desde Azerbaiyán hasta Hong Kong, es realmente muy lindo. Además, en términos generales, la calidad humana y profesional de la gente que llevamos fue tremenda. El apoyo de todos los delegados y embajadores que tuvimos para sacar adelante los equipos fue un lujo, y la cantidad de medallas habla por si sola del nivel deportivo que tenían nuestros participantes. Los highlights fueron, sin duda, la ceremonia de inauguración, el estar todos juntos como delegación, cantar juntos, abrazarnos. Y el hecho de que el Embajador de Chile en Israel haya ido a apoyar una delegación, con la bandera de Chile y acompañado por su señora, saliéndose de todo protocolo, lo que demuestra la importancia que tiene este evento en Israel. Por supuesto, uno de los momentos más emotivos fue el desfile, cantando “Vamos chilenos”, con energía, una delegación muy vibrante y que hizo bailar a todo el estadio. Fue un desfile histórico. En lo personal, vuelvo con un nivel de agradecimiento infinito. Este trabajo, que fue muy largo y exigente, tratando de destrabar los problemas y coordinando con la organización para que la gente no tuviera problemas, fue posible gracias al apoyo de todos los capitanes y delegados que llevamos. Los profesores tuvieron un compromiso increíble y mucha gente nos ayudó a lograr llevar esta delegación a la Maccabiah, donando dinero, proocupándose en todo momento. Y, por supuesto, la comisión organizadora, que estuvo dos años trabajando para llevar esto adelante. Mis palabras son de agradecimiento, orgullo y satisfacción (y cansancio) por haber logrado este proyecto, que sin duda es uno de los más importantes de mi vida. —-Álvaro Rosenblut, Chairman del Comité Internacional de Deporte de la Maccabiah y Vicepresidente EIM:“Vuelvo con un sentimiento de orgullo y mucha satisfacción”Esta delegación fue realmente una cosa inédita en la historia de lo que ha sido la participación de Chile en la Maccabiah. Primero que nada, el número de participantes es un absoluto récord, es casi el doble de lo que había sido nuestra delegación más grande en la historia. En segundo lugar, la participación de deportistas de categoría junior, menores de edad, es inédita. En tercer lugar, la participación de deportistas mujeres fue un récord. Luego, el upgrade absoluto que nos dio el haber llevado el staff médico liderado por el Doctor Alfredo Mizrahi, donde teníamos 10 profesionales de la salud de distintas especialidades, distribuidos entre las principales, que estuvo siempre acompañando a nuestro equipo y, afortunadamente, con un trabajo impecable, que nos permitió prácticamente no tener incidentes y, los pocos que tuvimos, ser atendidos de manera fantástica. Otro hito relevante fue la compañía del equipo de prensa de Hola Deportes, que estuvo transmitiendo casi sin parar durante las dos semanas, de sol a sol, acompañando a todos nuestros deportistas y dándoles cobertura no solamente para los medios comunitarios, sino también para un canal de televisión y un medio radial, generando una gran difusión de lo que es la Maccabiah y lo que hace el estadio, lo que fue inédito. Finalmente, el resultado deportivo. La cantidad de medallas que nos traemos a Chile en esta oportunidad es el equivalente al total de las medallas que habíamos conseguido en las últimas 10 Maccabiah en conjunto. La pandemia fue relevante porque, primero, se tuvo que atrasar la Maccabiah en un año, y segundo porque hace poco menos de un año atrás todavía era una duda si es que se hacía o no se hacía, tanto para la gente en Israel como para nosotros. Y recién en el mes de marzo de este año fue cuando, en definitiva, confirmamos que todo estaba OK. Nosotros siempre trabajamos bajo la idea de que la Maccabiah se iba a realizar y Chile iba a participar, y afortunadamente eso  fue así y pudimos llevar esta delegación histórica. Los mejores momentos varían dependiendo a quién le preguntes. Pero, como grupo, el desfile inaugural es algo que a todos les va a quedar en la memoria. Lo mismo las ceremonias de Bar y Bat Mitzvá que hicimos en Jerusalem, con distintas personas de la delegación, fue un momento muy importante. La visita que hicieron todos los juniors a una aldea de absorción cerca de Haifa, donde hicimos una actividad de Tikún Olam, de acción social, que también es parte de nuestro proyecto y fue liderada por Tea Guthmann (fundadora de Reshet). Y, en particular, para mí, después de varias Maccabiah, tener la posibilidad de desfilar con mi hijo y de verlo jugar en Israel también fue algo muy especial. En lo personal, vuelvo con un sentimiento de orgullo y mucha satisfacción. Fue especialmente difícil preparar esta delegación por la pandemia, por la situación económica, por la cantidad de gente que estábamos llevando, y creo que nuevamente superamos las expectativas en todos los ámbitos, por lo tanto, vuelvo muy contento, sobre todo porque -como siempre decimos- “Después de una Maccabiah viene otra” y creo que cada persona que vuelve a Chile va a ser un embajador de este proyecto y va a motivar a los que no fueron y lo vieron por las redes sociales y las transmisiones para que no se pierdan la oportunidad en la próxima Maccabiah y eso es lo que nosotros queremos, que este proyecto movilice a nuestra comunidad. —Daniela Baytelman, seleccionada vóleibol categoría máster:“No solo volvería a una Maccabiah, sino que voy a ir a todas”Participé en las maccabiadas latinoamericanas de Chile (2003 y 2015) y México (2019), y esta fue mi primera Maccabiah en Israel. Tuvimos la suerte en alojarnos en Tel Aviv, en un hotel frente a la playa, lo que fue un plus gigante. Fue una tremenda experiencia, tanto en lo deportivo como en lo social. Sacamos medalla de bronce y nos tocó jugar con equipos difíciles, como Israel y Brasil, fue muy competitivo. Esta fue una de las Maccabiah que más participantes tuvo, y eso es extraordinario, porque uno conoce gente de todo el mundo: había más de 60 países participando, lo que permite interactuar con muchos deportes y personas de diversas nacionalidades. No solo volvería a una Maccabiah, sino que voy a ir a todas las que pueda mientras pueda caminar y atacar la pelota. Para mí es una máxima admiración Marcos Kaplun, que con sus 82 años fue representando a Chile jugando a squash, y lo hizo perfecto. Se lo recomendaría cualquier amante del deporte, es una experiencia única, inigualable. —-Andrés Tunik, jugador y delegado fútbol open:“Es la mejor experiencia que uno puede tener en su vida”Fui uno de los 21 jugadores de fútbol open en esta delegación y jugué de lateral izquierdo casi todos los partidos. Nunca había participado de una capacidad mundial, solo de dos latinoamericanas, 2011 en Brasil y 2019 en México. Me pareció una experiencia increíble, nunca había visto una cantidad tan grande de gente enfocada en el deporte, en la visa sana, en ser competitivos, pero en un buen sentido, todos venían por la medalla, igual que nosotros, pero eso junto a la buena onda. Lo más desafiante fue la preparación, estábamos a las siete de la mañana entrenando, seis veces a la semana, teníamos un preparador físico, cambiamos nuestros hábitos. Y los otros equipos hacían lo mismo, y mucho más.Volvería a una Maccabiah, con toda la motivación que puso el estadio y que tenía la gente en su casa, de todas maneras. Es la mejor experiencia que uno puede tener en su vida. Es lo más cercano a ser profesional, pero al mismo tiempo disfrutando.