publicado hace 4 días

“En Chile no hay una persecución contra los judíos y verlo desde ese prisma es una cosa bastante poco objetiva”

El salto del Diputado Gonzalo Fuenzalida a la vida pública fue a raíz de un incidente traumático. Un violento asalto contra su domicilio, en el año 2006, hizo que este abogado de la Pontificia Universidad Católica asumiera un rol de activista social por la seguridad, liderando en movimiento “Víctimas de la delincuencia”. De ahí a la política sólo tuvo que recorrer un corto tramo. Fichó por Renovación Nacional y en el año 2009 fue candidato a Diputado por el Distrito 54, de la Región de los Ríos, pero no resultó electo. Formó parte, luego, del Directorio de Correos de Chile y de la Subsecretaría de Prevención del Delito, dependiente del Ministerio del Interior. En el año 2013 volvió a ser candidato, siendo elegido Diputado para el mismo distrito por el que había competido cuatro años antes. Actualmente, se encuentra en su segundo período parlamentario y ha presidido -por dos años y hasta diciembre de este año- el Comité Interparlamentario Chileno-Israelí. Lo sucederá en el cargo la Diputada María José Hofmann (UDI). Fuenzalida dice que su trabajo parlamentario se centra en temas que podrían ser catalogados como “ciudadanos”, que afectan el día a día de las personas. Por ejemplo, los portonazos, que dieron pie a un Proyecto de Ley basado en varias iniciativas que él había presentado; la situación que afecta a los dueños de propiedades que tienen arrendatarios morosos, ya que no existen suficientes resguardos legales que les ayuden hacer cumplir sus derechos; la violencia en el pololeo, que no está tipificada en la ley que sanciona los femicidios, y el que llama “el abuso” de las Isapres para con sus afiliados. “La gente se siente abusada, por eso creo que hay que hacer una política menos de trinchera y más transversal, más preocupada de los temas que afectan a los ciudadanos”, afirma. Diputado, Ud. asumió como Presidente del Comité Interparlamentario Chileno-Israelí en marzo del año pasado. ¿Cómo ha sido el trabajo hasta ahora? -No ha sido fácil, pero -en términos generales- no ha estado malo tampoco, en el sentido de que el grupo se ha mantenido, hay muchos parlamentarios que participan, hubo una reciente gira del Presidente de la República a Israel en la que se llegó a una serie de acuerdos, se firmó -a fines de 2017- un acuerdo aduanero, y se creó además un grupo interparlamentario en el Senado, que preside el Senador Manuel José Ossandón (RN). Dentro de las malas noticias que ha habido, también ha habido estas buenas noticias, y -a pesar de los conflictos- el tema avanza. ¿Qué es lo que lo motivó a asumir este cargo? -Más que nada la amistad. No hay que olvidarse nunca, y ese es uno de los temas que a veces se olvida, que este es un grupo de amistad. La gran mayoría de los que estamos, salvo Gabriel Silber (DC), Tomás Hirsch (Frente Amplio) y -de manera indirecta- Carmen Hertz (PC), no tenemos ninguna ascendencia ni familia judía. No son los voceros de la comunidad ni de Israel en el Congreso. -No, yo creo que si se busca eso hay una equivocación. Porque esto está basado en la amistad, y uno fundamentalmente defiende a los amigos. Pero cuesta entender cuando alguien que está en el comité vota alguna iniciativa en contra de Israel, como ha pasado con el Diputado Tomás Hirsch. -Pero Tomás dijo sus razones en una comida que tuvimos hace un tiempo. ¿Le ha tocado enfrentar o tener algún intercambio con diputados que no estén en el comité? -No. Para nada. Yo creo que la clave, cuando hay un conflicto internacional, es no traerlo al país. Nosotros no tenemos por qué tener un conflicto internacional en Chile, las comunidades que tienen un origen distinto -por sangre- son totalmente legítimas, pero son todas chilenas. La comunidad judía de Chile es chilena, y este es el país donde vive, donde se desarrolla, donde paga sus impuestos, donde trabaja, el país donde ha nacido y ha vivido. Hace un tiempo atrás fui a una conversación con alumnos del Instituto Hebreo, y claro, allá surgieron voces que dijeron que tenían miedo de participar en política porque podían ser discriminados. Yo les dije, la verdad, que todo lo contrario. Esa es la posición más cómoda. Ustedes son chilenos y tienen que hacerse cargo de este país, y es maravilloso que lo hagan desde la visión judía, porque tienen un aporte importante que hacer, como lo ha hecho Gabriel Silber, como lo hizo Daniel Farcas, como lo está haciendo Tomás Hirsch. Y desde distintas posiciones, da lo mismo el partido, yo no vengo a vender un partido, yo vengo a decirles es que no sean flojos ni cómodos. Que porque son judíos, porque los pueden mirar mal o porque los pueden discriminar, entonces mejor no se involucran y se dedican a sus vidas privadas. Sí, está bien, esa es una opción. Pero también hay que hacerse cargo de un país que tiene necesidades, que tiene faltas de igualdad, que tiene faltas de libertad, que tiene injusticias, y bueno, ustedes son privilegiados porque son parte de una élite. Hay un diagnóstico que se repite cada vez que uno conversa con políticos nacionales, y que es que los judíos chilenos hemos abandonado el espacio público. -Claro, o sea, es una opción libre, nadie está obligado a participar, y ha habido personas judías que han participado en lo público, algunas recientes como Rodrigo Hinzpeter, Karen Poniachik y Eduardo Bitrán. Pero creo que hay mucho miedo y ese miedo lo único que hace es paralizarte. En Chile no hay una persecución contra los judíos y verlo desde ese prisma es una cosa bastante poco objetiva. El otro día conversaba respecto del intento de atentado contra Rodrigo Hinzpeter, que fue algo muy grave, porque iba con nombre y apellido. Pero no iba dirigido a Rodrigo por ser judío, era en su calidad de ex ministro, y es que en Chile los parlamentarios y los empresarios no andamos con guardaespaldas ni auto blindado. Este es un país -todavía y espero que siga así- en que no vivimos bajo amenaza los que tenemos algún grado de poder o de riqueza. Entonces, por lo mismo, tener miedo por ser de una determinada raza u origen lo encuentro totalmente ridículo. Una cosa es la discriminación, que acá en Chile creo que hay cada vez menos, porque hemos avanzado justamente en que haya igualdad ante la ley y libertades de todo tipo. Puede ser que hace 20 años atrás no haya sido así, pero hoy día ese es el camino para donde va el país; este país va, justamente, encaminado a ser un país sin discriminación. Un país inclusivo. Totalmente. ¿Incluso con los inmigrantes? -Es que el tema migratorio no tiene nada que ver con eso, tiene que ver con que como país decimos “Bienvenida la migración”, pero legal, cumpliendo las normas que nosotros mismos hemos construido para ser justos con el inmigrante que es legal, que entró a Chile, que se regularizó y que paga sus impuestos, y con el nacional, con el chileno. Entonces es muy injusto que ese inmigrante, que cumple con todas las reglas, sea perjudicado por el inmigrante que no está legal. El problema con la inmigración ilegal es que tiene que ser legal, y para eso tiene que cumplir con ciertos requisitos que el país ha definido, porque si no lo único que generamos con una frontera abierta es un rechazo hacia el inmigrante. Pero, insisto, este no es el caso de los judíos. Puede haberlo sido hace 50 años, como también lo fue con los inmigrantes árabes, pero eso lo tenemos superado hace mucho rato. ¿Cree que la migración desregulada provocó un sentimiento de rechazo de parte de los ciudadanos chileno hacia los inmigrantes? -Sí, obviamente, y ese fue el Gobierno pasado, ellos fueron los responsables, porque se hizo la vista gorda sobre muchas cosas. El Gobierno actual, del Presidente Piñera, lo que ha hecho es ordenar. Y lo ha hecho bien, porque se modernizó la ley, que está en el Senado; se cancelaron una serie de empresas que traían haitianos de manera ilegal; se establecieron filtros y normas en la PDI, porque la verdad es que tampoco se hacía un control; se establecieron ciertas reglas, como que se haga el cambio del estatus el inmigrante fuera del país y no dentro; se establecieron visas para algunos países. Ahora, en Chile hay 1.300.000 extranjeros, en Santiago el 10% de la población es extranjera. Y yo no tengo problema con eso en la medida que eso sea legal. Eso es lo que le hace bien a un país. Cuando la migración es ilegal, perjudica a todos los que están cumpliendo la ley. Cuando yo digo esto, salen del otro lado y dicen “Pero tú estás en contra de los inmigrantes”, “Tú los discriminas”. Pero no, no los discrimino, por el contrario, este es un país construido por inmigrantes.

Noticias recientes

Próximamente encontrarás aqui un flash de noticias!

publicado hace 4 días

El arte como forma de supervivencia

La historia parece sacada de una película de Hollywood. Pero no es ficción. El campo de concentración de Terezinn (Theresienstadt, en alemán) establecido por las SS en el Protectorado de Bohemia y Moldavia, era un lugar de paso hacia los campos de exterminio. Su objetivo era, como el de toda la máquina de exterminio nazi, el genocidio de los judíos. Sin embargo, una particularidad lo hizo pasar a la historia por una razón distinta. A diferencia de los otros campos de concentración del Tercer Reich, éste no tenía una prohibición sobre la música. Pasó a la historia como un “campo musical”, donde se concentraron una importante cantidad de compositores y músicos judíos -al punto de tener su propia banda de jazz, “Ghetto swingers”- y en donde la música fue parte central de la vida de los prisioneros. Como se señala en el sitio web “La música y el Holocausto” (http://holocaustmusic.ort.org/es), un proyecto de ORT, “una gran cantidad de artistas judíos e intelectuales estaban encerrados allí porque el campo cumplía la función de "gueto antiguo" y de "campo de espectáculos". Además, las autoridades del campo, después de una breve prohibición inicial, oficialmente les permitieron a los prisioneros que tuvieran instrumentos musicales y así dieron lugar a una gran variedad de actividades culturales, musicales y artísticas. Si bien en el análisis final quedó evidente que esto ocurría con fines propagandísticos, les dio a los reclusos la extraordinaria posibilidad de que crearan cultura para sí mismos”. Invitado por el Museo Interactivo Judío, MIJ, el Director de la Terezin Music Foundation, Mark Ludwig, ofreció una charla el pasado 25 de septiembre en el Círculo Israelita sobre la música en Terezin, y cómo ésta expresaba las penurias y las vivencias de los prisioneros del campo. Se refirió, también, al valor artístico que tienen las composiciones que se realizaron en el lugar y que, contra todas las expectativas, se conservaron después del término de la Segunda Guerra Mundial. Pareciera ser mientras para los judíos la música era una forma de supervivencia, para los nazis era un instrumento para disfrazar o maquillar el exterminio. -Los nazis cooptaron la música como una herramienta de propaganda. Para los compositores, los músicos y también para los otros prisioneros la música fue una forma de supervivencia, una expresión de resistencia y de esperanza, y también creo que en algunos casos fue utilizado para expresar sus experiencias y vivencias, desde un punto de vista emocional. E hicieron lo que grandes compositores han hecho, encontraron en la música una expresión de sus almas y como una ventana hacia sus vidas. ¿Cuál es la labor de la Fundación Terezin, que Ud. dirige? -Es una organización sin fines de lucro que tiene como misión preservar la música de los artistas que perecieron en el Holocausto, y eso lo hacemos a través de conciertos, charlas y publicaciones, y también a través de programas educacionales. Realizamos esto principalmente en Estados Unidos y Europa, pero ocasionalmente tenemos actividades en América Latina. Y creemos que el poder de la música es que nos permite darnos cuenta de cuán importante son las artes y también cómo nos desafían a mirar el mundo en el que estamos viviendo, en términos de la censura y los Derechos Humanos. Entonces hay lecciones que aprender y que explorar. ¿Cómo pudieron conservarse las partituras y la música durante el Holocausto, en medio de toda esa destrucción? -Algunas fueron destruidas, otras se perdieron, pero hay un corpus de trabajo que se conservó porque se escondió; si los compositores hubieran llevado con ellos su música a Auschwitz, tampoco habría sobrevivido. Ud. ha tenido la oportunidad de interpretar esta música, ¿cree que las notas de estas piezas musicales contienen parte del espíritu de los músicos que las crearon? -La música transporta el espíritu, pero también cuando interpretas esas piezas desarrollas una relación con ellas, y también con los compositores y la historia de cómo fue compuesta esta música. Entonces te llega en muchos niveles, puede causar dolor y también puede ser muy inspirador.

publicado hace 4 días

Feriados intercambiables para las Altas Fiestas judías

En la víspera de Iom Kipur, el pasado martes 8 de octubre, el Diputado Gabriel Silber (DC) presentó una propuesta para que se incorporen feriados intercambiables para los ciudadanos chilenos judíos. Esto permitiría tener libres las fechas de Iom Kipur y Rosh Hashaná en cambio de días feriados correspondientes a festividades religiosas de otros credos, como la Asunción de la Virgen o San Pedro y San Pablo. Según se plantea en el proyecto, para poder acceder a esta opción, los interesados deberán presentar un escrito firmado por la autoridad religiosa de la sinagoga a la que asistan. Tras la presentación del proyecto, Silber señaló que “para el judaísmo, las festividades más sagradas e importantes son el año nuevo judío, Rosh Hashaná y el Día del Perdón, Iom Kipur, los que son conmemorados en fechas móviles aproximadamente a fines de septiembre y comienzos de octubre e implican distintos ritos, oración, ayuno y otras tradiciones”. “Dada la importancia de estas fechas para el judaísmo, en varios países del mundo, quienes profesan esa religión disponen de días feriados para poder realizar todas celebraciones que su fe les señala, pero en nuestro país ello no ocurre, a pesar de que la ley sobre Iglesias y Organizaciones Religiosas señala expresamente que el estado garantiza que las personas desarrollen libremente sus actividades religiosas”, agregó. Asimismo, el Diputado Gabriel Silber sostuvo que esta iniciativa permitiría adecuar y modernizar la legislación vigente, “para que las personas que profesan la religión judía puedan en forma libre y abierta conmemorar sus festividades, celebrar sus ritos y observar sus descansos religiosos, como lo ordena la Ley de Culto vigente”. Según consignaron medios de comunicación nacionales, desde la Comunidad Judía en Chile se respaldó la idea del parlamentario y se planteó que el Estado debe "garantizar el libre desarrollo de la religión estableciendo el derecho a celebrar las festividades". Esto, independiente de que -tal como lo informó La Palabra Israelita en su edición del 11 de octubre de 2019- una propuesta similar fue presentada, por parte de la misma CJCh, en el marco de la mesa interreligiosa de trabajo para la reforma a la Ley de Culto.

publicado hace 4 días

Periodistas chilenos visitan Israel en programa de B‘nai B’rith Internacional

Entre el 21 y el 27 de septiembre de 2019, 15 periodistas latinoamericanos participaron de un programa organizado por el World Center Jerusalem de B’nai B’rith Internacional, con foco actualidad política y social de Israel. Los comunicadores de Argentina, Brasil, Chile, Panamá y Uruguay tuvieron oportunidad de asistir a una amplia gama de reuniones informativas a cargo de destacados académicos, políticos, diplomáticos y figuras públicas israelíes, además de visitas a lugares de interés en el país (Jerusalem, Tel Aviv, Sderot, Altos del Golán, Peduel y Mar de Galilea). De la misma forma, durante el programa pudieron reportear y desarrollar su trabajo periodístico e interactuar con periodistas internacionales basados en Israel, favoreciendo el intercambio profesional entre pares. Como parte de la delegación participaron los periodistas chilenos Yasna Lewin, de Radio Universidad de Chile; Roberto Cox, de Chilevisión, y Pablo Rodillo, de La Segunda, quienes fueron contactados e invitados por B’nai B’rith D. 27.

publicado hace 4 días

El arte en movimiento de Gaad Baytelman

La mezcla ashkenazí y sefaradí del escultor Gaad Baytelman (http://baytelman.com/) se evidencia en su carácter emprendedor, versátil y creativo. Algunas de sus obras honran su ascendencia, que impregna su trayectoria profesional y su quehacer artístico. Antes de abocarse por completo al arte, Gaad Baytelman era ya conocido en el mundo del cine y la publicidad como pionero fundacional de los efectos especiales. Sus asombrosas soluciones estéticas, físicas y mecánicas le trajeron fama entre cineastas de Chile y Latinoamérica, quienes lo buscaban ávidamente para resolver problemas complejos frente a las cámaras. Paulatinamente, comenzó a recibir invitaciones para desarrollar otro tipo de proyectos. En 1994 por ejemplo, fue convocado para crear algunos de los juegos interactivos del recién creado Museo MIM, a lo que pronto se sumaron encargos como director artístico de comerciales y colaboraciones con destacados pintores y escultores chilenos. En efecto, el espíritu colaborativo de Gaad Baytelman no es algo nuevo, pues ha realizado trabajos junto a prestigiosos creadores del ámbito de la plástica como Patricia Israel, Gustavo Poblete, Keka Ruiz-Tagle, Conchita Balmes, Lotty Rosenfeld y Matilde Huidobro. Su trayectoria le ha permitido además obtener dos importantes fondos del Consejo Nacional de la Cultura y las Artes, el primero de ellos para la intervención urbana colaborativa “Gran Dominó del Puerto” que cerró el Festival Puerto de Ideas 2016 en Valparaíso, y el más reciente para la escultura monumental “Mecánica de Plumas y Viento” que se ubica en la explanada principal del Parque Cultural de Valparaíso. Con sus 10 metros de altura, la pieza cinética de acero inoxidable es una de sus intervenciones más impresionantes, y fue inaugurada como antesala de la XX Bienal de Arquitectura y Urbanismo de Chile en 2017. Única en su tipo con estas dimensiones en el país, los visitantes se fascinan con el el sutil movimiento de sus gigantescas piezas superiores, que parecen ballenas o dinosaurios meciéndose suavemente con el viento. Entre máquina y ser vivo, “Mecánica de Plumas y Viento” oscila por el solo juego de equilibrios de sus componentes. "Para lograr ese movimiento, de algún modo me inspiré en el permanente vaivén de las conversaciones que sostenían los sabios judíos", asegura Baytelman. Sin programación computacional ni motores, la escultura “evidencia el renovado atractivo de la física real, luego del predominio de la creatividad comandada por el joystick y el mouse. En efecto, artistas como Theo Janssen y Anthony Howe –creador del espectacular pebetero en las Olimpíadas de Río 2016- demuestran que la materialidad vuelve al mundo del arte en gloria y majestad”, señala el catálogo del artista. Su manejo del equilibrio y el movimiento ha consagrado a Baytelman como uno de los creadores chilenos de mayor proyección, con obras de hipnótica y singular belleza que han concitado el interés de galerías y festivales en Chile y el mundo. A "Mecánica de Plumas y Viento” se agregan ahora piezas pequeñas y medianas que tal como su escultura de gran formato, conjugan las matemáticas y el estudio del entorno. Han sido encargadas por instituciones y coleccionistas privados que aportan sus temáticas y gusto estético, pues a Baytelman le resulta particularmente inspirador el trabajo para personas o contextos específicos. “Me interesa enormemente sumar a mi producción de diseño cinético las sugerencias del futuro propietario de la escultura, quien se incorpora así al proceso creativo, convirtiéndose en coautor de la obra”.

publicado hace 4 días

La puerta "milagrosa" que evitó una masacre en la sinagoga en Alemania

El ataque del pasado miércoles contra una sinagoga en la localidad de Halle en Alemania durante las oraciones de Yom Kipur, el día más sagrado para el judaísmo, podía haber terminado mucho peor. El terrorista neo-nazi intentó irrumpir en la sinagoga e incluso disparó varias veces contra la puerta de la misma para entrar, pero no lo logró. El jefe de la comunidad judía de Halle, Max Privorozki, dijo en una entrevista con una corresponsal del canal estatal israelí Kan que lo que había ocurrido fue realmente un milagro. "No había visto los resultados de estos tiros y ahora los veo.. Realmente le rezo a Dios que hizo esta puerta tan fuerte. No puedo creerlo. (El atacante) disparó con un arma muy poderosa y es realmente un milagro que esta puerta resistió esto". Privorozki agregó que "el terrorista, un neo-nazi alemán de 27 años, documentó todo el evento en vivo y lo circuló a través de Amazon en todo el mundo. En el impactante video, se puede ver cómo intenta entrar en la sinagoga y cuando no lo logra, dispara contra un peatón". Mientras el terrorista intentaba entrar, la sinagoga estaba repleta de judíos en la oración de Yom Kipur. Cuando escucharon los disparos, los presentes adentro de la sinagoga corrieron hacia el segundo piso en la cocina. Se escondieron ahí por varios minutos y después de que se calmaron las cosas bajaron y siguieron rezando. Al no lograr entrar a la sinagoga, el terrorista asesinó a dos personas que estaban en las inmediaciones.

publicado hace 4 días

Escritora polaca que criticó el antisemitismoen su país ganó el Premio Nobel 2018

Olga Tokarczuk, escritora de «Los libros de Jacob» aclamados por la Academia Sueca como una «obra maestra», ganó el premio nobel de literatura de 2018. La novelista polaca Olga Tokarczuk y el escritor austriaco Peter Handke ganaron los premios Nobel de literatura 2018 y 2019. Tokarczuk es la 15va mujer en ganar el premio Nobel de literatura en más de 100 años. De los 11 premios Nobel otorgados en lo que va de la semana, todos los otros galardonados fueron hombres. Tokarczuk, de 57 años, es una de las autoras más conocidas de Polonia. Los conservadores polacos la criticaron y recibió amenazas de muerte por criticar aspectos del pasado del país, incluidos sus episodios de antisemitismo. Ella critica duramente al gobierno de derecha de Polonia. Su novela «Vuelos» ganó el Premio Internacional Booker en 2018 con historias de viajes modernos. «Los libros de Jacob», que la Academia sueca aclamó como «obra maestra», abarca siete países, tres religiones y cinco idiomas, y traza la historia poco conocida del franquismo, una secta mesiánica judía que surgió en Polonia en el siglo XVIII. Lanzado en 2014, sus páginas están numeradas al revés al estilo de los libros hebreos. Se convirtió en un éxito de ventas galardonado y en el blanco de duras críticas de los círculos nacionalistas en Polonia. El ministro de Cultura de Polonia, Piotr Glinski, tuiteó sus felicitaciones y dijo que se sentía obligado a leer sus libros.

publicado hace 4 días

El nuevo formato para escuchar historias

Un podcast es una pieza de audio que se emite con una periodicidad definida y continuidad, que se puede descargar en Internet o bien se puede escuchar en línea, desde un teléfono inteligente o dispositivo. El origen del nombre de este formato viene del iPod, el dispositivo de Apple para reproducir música, y el término “broadcast”, que en inglés significa transmitir. En los últimos años, los podcasts se han popularizado, hay diversas aplicaciones disponibles para teléfonos y web tanto para escucharlos como para construirlos, y la gran mayoría de los medios de comunicación (en Chile, por ejemplo, El Mercurio, La Tercera y Canal 13) generan contenido en esta modalidad. Si aún no conocen este formato, les recomendamos acá tres podcasters que les podrían interesar. Karen Codner, desde el celular https://www.karencodner.com/blog/category/Podcast La escritora Karen Codner, autora de “Respirar bajo el agua” (2016) y creadora de la Fundación Memoria Viva, lanzó recientemente un complemento a su Blog (https://www.karencodner.com/) en formato podcast, titulado “Celular: un llamado a la creatividad”. Con dos capítulos ya online, Codner extiende su pasión por las letras a un formato de conversación, dialogando con la escritora chilena Andrea Jeftanovic y reseñando dos libros de la italiana Natalia Ginzburg. Nicole Senerman, la voz experimentada https://lavidadelosotros.subela.cl/ La experiencia en las artes y el mundo audiovisual de Nicole Senerman es tan amplia como su creación en formato radial y, desde hace unos 10 años, como podcasts. Directora de fotografía, profesora universitaria, creadora de contenido multimedia, asistente de la compañía de Teatro Ictus y conductora radial, Nicole empezó en el formato de voz para Internet con un programa web que llamó “Repostera del crimen” (que lamentablemente se encontraba en la plataforma Podcaster.cl, cerrada en el 2013). Actualmente, en la radio online subela.cl, tiene el radio show “La vida de los otros” (en el link), mientras desarrolla un proyecto para llevar a formato podcast la obra de dramaturgos chilenos contemporáneos, como Pablo Paredes, Emilia Noguera y Manuela Infante. Maccabeo escucha https://open.spotify.com/show/4dJZsnCRxAT64ui4xB8yCk Nacido como un proyecto de hasbará, “Maccabeo escucha” fue una iniciativa que se desarrolló durante el año 2018, liderada por Ariel Kauderer y llevada a cabo por madrijim de Maccabi Hatzair Chile, contó con 15 capítulos. Disponibles en Spotify, las entregas radiales online abordaron temáticas como actualidad israelí y mundial, actualidad nacional, ciencia y tecnología israelí e historias, todos muy contingentes de escuchar. De acuerdo a cifras de los propios realizadores, estos podcasts han sido escuchados por más de 10.000 personas.

publicado hace 4 días

Conociendo y compartiendo la realidad de las personas en situación de calle

Desde el año pasado, los jóvenes voluntarios de CADENA se han sumado a la labor que realiza el Hogar de Cristo en los recorridos nocturnos en los que visita y acompaña a personas en situación de calle en la Región Metropolitana. Primero se integraron a recorridos ya programados y luego comenzaron a realizar sus propios recorridos, acompañados y guiados por miembros de la organización de beneficencia fundada por el Padre Alberto Hurtado. Como comenta Benjamín Caro, voluntario de CADENA, son “cuatro horas en las que se busca personas en situación de calle para darles algo de comer y cosas que necesiten, pero lo más importante es darles compañía. Esta es gente que, generalmente, es marginada de la sociedad y sólo comparte con otras personas en situación de calle, por eso lo que más agradecen de los recorridos es que uno converse con ellos y comparta un café; están acostumbrados a que la gente ni si quiera cruce miradas con ellos cuando pasa por su lado”. Son unos 15 a 25 voluntarios de CADENA que participan en la ruta que se realiza cada 15 días. Van cargados de comida, sándwiches, té y café. “Además de llevarles comida, llevamos también ropa, como frazadas en la época de invierno. Pero la verdad la comida y la ropa son como un detalle, lo que hacemos es bajarnos a conversar con ellos. Nos cuentan sus historias y nosotros les preguntamos cómo han estado, si necesitan algo”, agrega Déborah Gómez, también voluntaria de CADENA y encargada de los recorridos nocturnos con el Hogar de Cristo. La conversación y contacto directo con las personas a las que visitan en los recorridos les ha permitido a estos jóvenes, como indica Benjamín, identificar a adultos mayores y personas con VIH en situación de calle, que necesitan mayor ayuda. “Uno sale con tantas historias, con lo que te hablan, con las cosas que cuentan, que al final te sientes feliz, ellos arman y viven su vida ahí, tienen sus “rucos”, que son las pequeñas casas que se hacen, tienen sus cosas y las cuidan. Uno se imagina que participar de esto es algo muy terrible, que va a salir casi llorando o con frustración, pero no es así. Obviamente la gente está en una situación horrible y pasa frío. Y a pesar de que uno tiene una opinión muy formada de cómo es la gente en la calle, se encuentra con una realidad distinta de lo que pensaba. Es una experiencia que te deja una sensación muy buena, porque permite saber que al menos son ayudados por el Hogar de Cristo y otras fundaciones que hemos visto cuando salimos”, explica Déborah. ¿Por qué es actividad relevante para CADENA, que es una organización que se fundó para asistir en caso de desastres naturales? La respuesta la da Benjamín, quien indica que “CADENA se fundó para reaccionar en situaciones de emergencia y desastres naturales, es una organización que busca ayudar a la sociedad ante crisis, más allá de la comunidad judía. Si bien estas actividades no son situación de emergencia, si son de gran importancia y nos ayudan a generar lazos con ONG’s amigas, con las que -ante una situación de emergencia- trabajaremos mano a mano. Además, esto genera una red de voluntarios activos: durante este año hemos sido más de 70 voluntarios en las salidas, los cuales ahora forman parte de la red de CADENA y están dispuestos a ayudar en lo que se necesite”.

Honduras inaugura oficina comercial en Jerusalem

El presidente hondureño Juan Orlando Hernández fue el encargado de develar la placa de la oficina junto con el primer ministro de Israel, Benjamín Netanyahu. Sus respectivas esposas, Ana García Carías y Sara Netanyahu, también estuvieron presentes durante la ceremonia. El mandatario hondureño aseguró que esta nueva sede diplomática será de gran beneficio para su país y que genera una gran oportunidad entre ambas naciones, informó el periódico hondureño El País. “Le doy gracias a Dios por estar aquí. Este es un proceso que lleva bastante tiempo, años conversándolo para abrir esta oficina”, afirmó el presidente, que destacó la posición positiva que Honduras a tenido con Israel desde 2014. “Israel hoy está a pocos días de un proceso electoral, y una vez que se conforme el gobierno, podrá ya formalizar y abrir una oficina diplomática en Honduras”, señaló Hernández. La inauguración de la oficina comercial se llevó a cabo en medio de una alta tensión en el norte de Israel, luego de que Hezbolá atacó una base de las Fuerzas de Defensa de Israel (FDI) cerca de la frontera con Líbano. En respuesta, las FDI atacaron con cerca de 100 cargas de artillería a los responsables, comunicaron, y la calma regresó a la zona. No se registraron heridos desde el lado israelí. Previamente, Hernández realizó esta jornada una visita a la Ciudad Vieja de Jerusalén, donde visitó la iglesia del Santo Sepulcro y el Muro de los Lamentos. “Gracias a Dios por permitirme representar a Honduras en este momento para asegurar nuestra cercanía a Israel. Que sea el comienzo de las bendiciones para nuestro pueblo, gracias a Israel, nuestros hermanos, que guardan esta ciudad santa”, escribió en el libro de visitas del sitio sagrado. Asimismo, se reunió con el jefe de la Dirección Nacional de Ciberseguridad de Israel, Yigal Unna, con quién abordó temas de tecnología e innovación para beneficio de Honduras. Se tiene previsto que mañana visite una granja orgánica para conocer avances tecnológicos israelíes en materia de agricultura.

Tras el acuerdo de Netanyahu con la extrema derecha, ningún partido tiene una clara ventaja

A poco más de dos semanas para las elecciones, y en el contexto de la escalada de violencia en la frontera norte, una nueva encuesta indica que el partido Likud conserva sus 32 escaños, como en el sondeo anterior. La encuesta, realizada por el Instituto Kantar y encargada por Canal 11 de la televisión israelí, señala también que el segundo partido, Azul y Blanco, obtendría 31 escaños si las elecciones se realizaran hoy. A pesar de que el Likud aventaja a Azul y Blanco, ninguno de los dos podría formar una coalición de gobierno sin sumar los mandatos del partido de Avigdor Liberman, Israel Beitenu. La encuesta también muestra que el tercer partido con más cantidad de votos es la Lista Árabe Unificada, que lograría 11 mandatos, seguido por Yamina, que lideran Ayelet Shaked y el rabino Rafi Peretz, con 10. Israel Beitenu continúa con 9 escaños, tal como en las encuestas anteriores. También continúan estables los partidos ultraortodoxos, Yahadut HaTorá y Shas, con 7 escaños cada uno. Mientras tanto, el partido Avodá perdió un asiento en la Knesset y bajó de 7 a 6 respecto de las encuestas anteriores. Cabe señalar que la semana pasada el primer ministro y líder del Likud, Binyamin Netanyahu, selló un acuerdo con el partido de extrema derecha Zehut, de Moshe Feiglin. Dado que este movimiento no alcanzó el umbral electoral en las elecciones anteriores, Feiglin se sumó ahora al Likud, pero esta novedad no ha cambiado el panorama en las encuestas de intención de voto. Por tanto, en esta situación, el bloque de derecha sumaría 56 escaños y el de centro-izquierda 55, y ninguno de los dos estaría en condiciones de formar coalición, ya que para ello necesitan 61. Quien puede aportar esa diferencia, con sus 9 mandatos, es el partido de Avigdor Liberman, Israel Beitenu que, una vez más, será quien defina el próximo gobierno. El sondeo de Kantar incluye también preguntas sobre la situación de seguridad. A diferencia con lo sucedido en el sur del país – donde el primer ministro Netanyahu recibió valoraciones sumamente negativas – respecto del norte las opiniones están divididas. Preguntados acerca de si están conformes con el comportamiento y el manejo del primer ministro Binyamin Netanyahu respecto de la situación de seguridad en el norte del país, un 45% de los encuestados respondió que sí y un 45% que no. Cabe aclarar que la encuesta fue realizada unas horas antes de la escalada de violencia de ayer. Ante la misma pregunta, pero respecto del sur del país, el 61% de los encuestados dijo no estar conformes con el manejo de Netanyahu y su comportamiento respecto a la situación de seguridad en el sur del país y 32% dijo estar satisfecho.

Una novedosa forma de transmitir y honrar la memoria de la Shoá

Con el objetivo de acercar el conocimiento de la Shoá a través de los relatos de los sobrevivientes se creó, en Israel, el Proyecto Zikarón Ba Salón. La iniciativa consiste en la realización de encuentros al interior de una casa o departamento, entre amigos, familiares y conocidos de quienes convocan, con un sobreviviente que relata y comparte fragmentos de su historia. Este proyecto, que se ha extendido a nivel mundial desde su creación y que en América Latina es patrocinado por Lazos -que conecta a profesionales judíos jóvenes, con el apoyo por la Fundación Schusterman- se realiza desde enero del presente año en Chile, y es liderado por Frank Reyes y Yael Berdichevsky. Como comenta Frank, desde la inauguración de esta iniciativa en el país ya se han siete encuentros, tanto en casas y departamentos de miembros de la comunidad, como en domicilios de personas que no son de la comunidad sin embargo están interesadas en honrar y transmitir la memoria de la Shoá. El más masivo de los encuentros realizados en Chile, hasta ahora, se hizo el domingo 25 de agosto en la Bomba Israel, convocó a unas 60 personas y tuvo como invitado especial a Rudy Haymann. Esta fue una excepción, como explica Frank, dado que el formato de esta actividad está pensado para unas 15 o 20 personas. “Es una nueva forma de educar sobre Shoá”, señala el coordinador del proyecto. En sus palabras, la iniciativa nació en Israel buscando una alternativa al academicismo en la aproximación a la educación sobre la Shoá, ya que éste no estaba produciendo un impacto en la gente joven. Se necesitaba una nueva forma de educar a la juventud judía sobre el fenómeno de la Shoá, lo que llevó a la idea crear encuentros con sobrevivientes en la intimidad que da un hogar y la compañía de cercanos o amigos. “En Israel ha tomado un montón de vuelo”, agrega Frank, habiendo realizados encuentros “ministros y miembros de la Knesset, por lo que es súper común ver Zikarón Ba Salón no sólo para Iom Hashoá sino todo el año”. Fue después de conocer el proyecto en un encuentro de jóvenes judíos en México, relata, que decidieron traerlo a Chile. Hasta ahora “han tenido una recepción súper bonita, los encuentros han sido muy potentes tanto para quienes asisten como para quienes son sobrevivientes”, señala. ¿Qué les gustaría que los participantes se llevaran de los encuentros de Zikarón Ba Salón? “Nos gustaría que la gente se quede con la sensación de que el recuerdo de la Shoá es un imperativo ético, no tenemos la opción como judíos de decidir si nos educamos o no sobre Shoá, es una obligación, así como muchos sobrevivientes sienten como una obligación dar testimonio de lo sucedido. Nos gustaría, para el futuro, que más gente se motivara a hacer encuentros de Zikarón Ba Salón y que no sólo nos acordáramos de la Shoá en Iom HaShoá o en ciertas festividades, sino que se replicara todo el año y que tuviéramos una conciencia de Derechos Humanos mucho más profunda”. El próximo encuentro de Zikarón Ba Salón se realizará el domingo 9 de septiembre, en un domicilio en Vitacura. Para participar o bien para ser anfitrión de una reunión, se debe contactar a los organizadores a través de la página de Facebook https://www.facebook.com/ZikaronBaSalonEspanol.

Un cerco para Tu jardín

Una de las 613 mitzot consiste en poner un Maaké alrededor de nuestros balcones y terrazas. Tenemos la obligación según la Torá de prevenir cualquier accidente. Este Maaké también puede ser puesto alrededor de nosotros mismos para cuidarnos y prevenir accidentes. “Cuando edifiques casa nueva, harás balcón a tu terrado, para que no eches culpa de sangre sobre tu casa, si de él cayere alguno” – Dvarim 22:8. Rambam s.XII dice al respecto, “de manera similar en relación a cualquier obstáculo que amenaza la vida, hay una mitzva positiva de remover ese objeto y estar atento al mismo… si uno no remueve ese objeto peligroso está trasgrediendo una mitzva. Porque está escrito: Te cuidarás a ti y cuidaras tu alma” - Mishne Tora, Hiljot Rotzeaj 11:4. Rambam define que previo a construir el cerco, se debe pronunciar la bendición “Asher Kidshanu Bimitzvotav Vitzivanu Laasot Maakeh” - Brajot 11:8 Este principio halájico permite definir también que, si sabemos que no podemos controlar alguna situación, mejor poner un maaké al comienzo y decidir entonces no acercarnos. El concepto se extiende en un nivel de Torá para ser “extremadamente cuidadosos” y evitar todas las situaciones peligrosas: “Jamira Sacanta Meisura” –más estrictos por el peligro de algo prohibido-. La Torá nos invita a separar lo que podemos cambiar de lo que no, ser conscientes de lo importantes que son los pequeños gestos y muy especialmente, aprender a cuidarnos. Debemos construir los límites frente al peligro, anticiparnos a consecuencias indeseadas y ser consistentes en el cuidado del cerco.

¿Para qué rezamos?

Cuenta un relato que D´s no sabía dónde esconderse para que las personas no lo encontraran y finalmente se escondió dentro del ser humano. Simbolizamos esto cuando decimos el Shemá Israel: cerramos los ojos para no buscar a D´s afuera, sino adentro de nosotros mismos. Y es que D´s está donde lo dejamos entrar, puede y debe habitar en nuestro corazón. Pero ojo: tenemos la chispa divina, pero no somos D´s. Según Rabí Israel Salanter, la frase: “Hu Eloheinu, ein od” no debe leerse: “Él es nuestro D´s, no hay otro”, sino “Él es nuestro D´s, no hay otra cosa más que Él”. Todo es D´s y no hay nada fuera de Él. Rabí Israel pone como ejemplo los muñecos de barro. Puedo jugar a que este es un niño y esta una niña, esta es la casa y este es el perro, pero, a fin de cuentas, no son más que barro. La idea es preciosa, pero corre el riesgo de caer en el panteísmo, donde D´s es exactamente lo mismo que el universo, donde la naturaleza y todo lo que hay, es D´s. En la visión judía, D´s aparece como un Ser que es externo al mundo, pero que tras haberlo creado permanece involucrado en él, interviene en la Historia y la supervisa constantemente. Los teólogos actuales hablan de panenteísmo, una visión donde D´s existe e interpenetra cada parte de la naturaleza, pero se extiende más allá de ella. Así, D´s participa de la naturaleza y sin embargo también la trasciende; la naturaleza, entonces, es tanto una manifestación como un producto de la actividad divina. La metáfora del artista calza bien: el artista expresa su actividad creativa en su producto; luego se aparta de él, lo evalúa y se vuelve a acercar para remodelarlo y trata de mejorarlo siguiendo la evolución de su idea. Abraham Yoshúa Heschel escribió dos libros, uno es “El Hombre no está solo” y otro, “D´s en busca del Hombre”. La idea es que el ser humano necesita a D´s tanto como D´s necesita al ser humano. Un rey sin súbditos no es rey, pero la caída de un árbol en la selva no trasciende si no hay un oído que escuche el estruendo. La necesidad es mutua y la plegaria es lo que nos une con el Creador. Cuando pedimos a D´s, sabemos que no vamos a cambiar Su voluntad, por más que lo intentemos. Ignorar eso sería volver al pensamiento mágico, cosa que hemos superado desde la Edad Media. No podemos sobornar a D´s para que cambie Sus decisiones. Sin embargo, rezamos y Le pedimos en nuestros momentos de angustia, porque así nos sentimos menos solos. Rezar es poder sentir que debe haber un propósito en lo que nos sucede, porque es ese propósito lo que da sentido a nuestra vida: D´s es el Oído que escucha. Como hemos visto en algún momento, Heschel analiza el tema de la tefilá y propone que existen dos tipos de plegaria: la plegaria como un acto de expresión y la plegaria como un acto de empatía. La primera es la que sucede cuando el alma ansía la comunicación con D´s. Se trata de algo íntimo y personal que no admite tiempos ni lugares preestablecidos. El estado de ánimo propicio para la oración viene primero; las palabras, llegan después. La segunda, la plegaria de empatía, comienza cuando abrimos el sidur y leemos los textos de la liturgia, Al principio, el significado de las palabras puede resultarnos ajeno. Pero la experiencia de la plegaria no viene de repente, sino que crece ante la palabra escrita que nos ilumina con su riqueza, su firmeza, su misterio. Si verdaderamente estamos buscando su significado, gradualmente nos elevamos a la grandeza de la plegaria. Acá las palabras vienen primero, el sentimiento viene después. Aunque la plegaria de expresión es un fenómeno universal, no es el más frecuente. De hecho, el tipo más común de plegaria es el acto de empatía. No es necesario un estado de ánimo especial para que empecemos a rezar; se llega a la plegaria a través del acto de leer y sentir las palabras del libro de oraciones, a través de la empatía con las ideas que impregnan las palabras. Los momentos en los cuales la plegaria surge del alma como un acto de expresión son valiosos, pero escasos. La plegaria de empatía siempre está disponible. Por eso la tefilá tiene un rito: palabras, conductas, tiempos preestablecidos, que sirven para dar un marco a los sentimientos. Rezar de una manera predeterminada puede ayudar a que nos concentremos mejor en la difícil tarea de contactarnos con lo trascendente. Podemos rezar con las palabras correctas y que la tefilá sea genuina; o podemos rezar con las palabras correctas y que la tefilá sea una repetición mecánica, es decir, que no logre alcanzar el estado de plegaria como acto de empatía. Pero es un hecho que las melodías y conductas aprendidas ayudan al momento de rezar. Hay una búsqueda mutua: D´s nos busca a través de la Torá; nosotros Lo buscamos a través de la tefilá. Estamos acercándonos a los Iamim Noraim. Con su liturgia tan especial, las Altas Fiestas nos proveen del ambiente propicio para alcanzar la tefilá por empatía participando de los rezos, escuchando el shofar, compartiendo con nuestros seres queridos y con nuestra comunidad. Solemos aprovechar la instancia para pedir a D´s un año bueno. Mejor que eso, es agradecer por el año que ha pasado. Agradecer implica, no solo tomar conciencia de lo positivo, sino buscar la manera de capitalizar lo que sentimos como negativo. Ahí puede estar la llave para tener un año realmente bueno.

Construyendo comunidad desde la comodidad del hogar

Desde el 10 de agosto, en la comuna de Vitacura, ha abierto sus puertas la primera Moishe House en Chile, a cargo de los ingenieros comerciales Alan Tchimino y David Hazán, y en dentista Benjamín Rosenberg. Los tres jóvenes, que han activado en diversas instituciones juveniles y comunitarias, como Bet-El, Maccabi, Arkavá, Hei y el Estadio Israelita Maccabi, emprendieron la aventura de traer al país la primera de las sedes del proyecto que ya está presente en Estados Unidos, México, varios países de Europa y Asia, Sudáfrica, Australia y en Sudamérica en Argentina, Uruguay y Brasil, con más de 120 sedes en el mundo, en total. Moishe House es una iniciativa judía global que básicamente es la constitución de una comunidad, compuesta y articulada por los residentes de la casa, quienes viven en el lugar pero al mismo tiempo están a cargo de convertirlo en un centro activo de vida judía. Por eso, a cambio del apoyo económico que reciben para financiar el costo del arriendo, deben realizar diversas actividades abiertas a otros jóvenes de la comunidad, tanto de contenido judaico como de contenido misceláneo. En definitiva, un grupo de jóvenes judíos que viven juntos y que generan actividades abiertas para otros jóvenes de la comunidad. “Lo que Moishe House busca es que los jóvenes judíos, desde que salieron de la movimiento, en que se pierde la relación con la comunidad, tengan un espacio para sentirse en una casa judía, en ambiente judío, con actividades cómodas y más informales, que busca acercar a gente de la comunidad que no tiene muchos más espacios de este tipo”, señala David Hazán. Una de las primeras actividades realizadas ya fue la postura de la mezuzá, que estuvo acompañada por el rabino Ari Sigal. Luego, realizaron un lanzamiento oficial del proyecto en el quincho del Estadio Israelita. Para las próximas semanas proyectan realizar una actividad relacionada con Fiestas Patrias, la celebración de un Shabat, una clase sobre judaísmo en el Siglo XXI y una caminata o actividad outdoor. Toda la información sobre la programación se publicará en el perfil de Instagram de la Moishe House, @moishehousecl. “La idea es que la gente sienta que esta casa es su casa”, comenta Alan Tchimino. Para eso se enfocarán en generar actividades “que atraigan a la comunidad juvenil, que le interesen a la gente y que contribuyan a crear esta microcomunidad pluralista y abierta, donde la gente se sienta cómoda y no sienta que se está adhiriendo a un pensamiento en particular o que se está metiendo en una comunidad. No es algo religioso, si no más bien algo social y cultural judío”.

“La ciencia se nutre de la diversidad, y las mujeres podemos aportar excelencia y también diversidad”

El pasado martes 27 de agosto fue anunciado el otorgamiento del Premio Nacional de Ciencias Exactas a la Doctora en Física Dora Altbir Droullinsky, Directora del Centro para el Desarrollo de la Nanociencia y la Nanotecnología, CEDENNA, de la Universidad de Santiago. El jurado que otorgó el premio -compuesto por la Ministra de Educación, Marcela Cubillos; el Rector de la Universidad de Chile, Ennio Vivaldi; el Rector de la Universidad de O’ Higgins, Rafael Correa; la Presidenta de la Academia Chilena de Ciencias, María Cecilia Hidalgo, y el Premio Nacional de Ciencias Exactas año 2017, Guido Garay- argumentaron su decisión destacando el aporte de Altbir “al desarrollo en el país de la nanociencia y la nanotecnología, componentes esenciales de la denominada revolución industrial del siglo XXI” y por “sus sobresalientes aportes en la formación de científicos jóvenes, su eximio rol en la divulgación de la ciencia, su férrea lucha por derribar estereotipos de género y sus esfuerzos dedicados a la gestión de la ciencia en Chile”. Hija y nieta de inmigrantes, Dora Altbir nació en Santiago en 1961, pero se crió en la ciudad de Arica. Estudió su Licenciatura, Magíster y Doctorado en Física en la Pontificia Universidad Católica. Es profesora titular del Departamento de Física de la USACH y, desde el año 2009, directora de CEDENNA, desde donde se ha enfocado al desarrollo y divulgación de la nanociencia, que se refiere al estudio de los procesos fundamentales que ocurren en estructuras de 1 a 100 nanómetros, y la nanotecnología, tecnología que se dedica al diseño y manipulación de la materia a nivel de átomos o moléculas, con fines industriales o médicos, entre otros. Dora, ¿se esperaba el Premio Nacional de Ciencias? ¿Cómo recibió la noticia? -La noticia la recibí entrando a una reunión en la CORFO. El llamado de la Ministra de Educación, fue una fantástica sorpresa, pues el Premio Nacional de Ciencias reconoce contribuciones en física, matemática y astronomía. En estas disciplinas hay varios destacados científicos en el país, así es que cualquiera podría haberlo obtenido. Ud. se ha especializado en nanociencia, y es parte de un instituto enfocado a esta materia de la USACH, ¿cree que el Premio Nacional respalda la labor de desarrollo de la nanotecnología que se ha impulsado desde este espacio académico? -Así lo espero. Los premios, si bien se conceden a una persona, reconocen un esfuerzo colectivo en pos de objetivos comunes. Desde hace casi 10 años, en el Centro para el Desarrollo de la Nanociencia y la Nanotecnología, CEDENNA, albergado en la Universidad de Santiago de Chile, estamos trabajando para que la nanociencia y la nanotecnología sean reconocidas como áreas prioritarias en el país. Creemos que esta disciplina tendrá cada vez un impacto mayor en el desarrollo de matrices productivas, aportando soluciones medioambientales, optimizando recursos, generando nuevos fármacos, y muchas otras aplicaciones. Confío en que efectivamente este premio nos permitirá difundir mejor los logros de la nanociencia y la nanotecnología, y acercarnos al medio empresarial para poder transferir las tecnologías desarrolladas. ¿Qué pasa con la inclusión de la nanociencia en los currículums escolares y de estudios superiores en Chile? -La nanociencia aún no es parte de los programas de enseñanza escolar, pero con certeza lo será pronto. Por el momento, como centro, hacemos esfuerzos para preparar a los profesores de colegios en estos temas para que, más allá del currículum escolar, puedan comprender conceptos relevantes de la nanociencia, transmitirlos a sus estudiantes y tener respuestas a las consultas de estos. A nivel de estudios superiores, en las áreas de ciencia e ingeniería, la nanociencia está cada día más presente. Esto traerá importantes cambios en los sistemas educativos, pues la nanociencia es multidisciplinaria, requiere de conceptos más amplios en lugar de focos muy especializados y de gran flexibilidad. ¿Y qué pasa con la inclusión de la nanotecnología en las actividades industriales y productivos en el país? -En muchos países, particularmente en Europa, Estados Unidos y Asia, destacándose allí Israel, la nanotecnología se ha incorporado con bastante fuerza a los procesos productivos. Existen actualmente telas, pinturas, hormigones, polímeros, y muchos otros materiales a los que se les ha incorporado nanopartículas para generar o potenciar alguna característica positiva. Sin embargo, en Chile, la transferencia de conocimiento desde las universidades a las empresas es, en general, lenta y no ha sido diferente en el caso de la nanotecnología. Nuestro país tiene una matriz principalmente extractora y hasta ahora la mayoría de los actores del sector industrial han preferido importar soluciones en lugar de potenciar la innovación tecnológica en el país. Pero esto ha comenzado a cambiar recientemente. Creo que gracias a la mayor difusión del impacto de la nanotecnología así como a los cambios en los ciclos de vida que experimentan las empresas y a la necesidad de innovación, veremos desde ahora un mucho mayor involucramiento entre las universidades y el sector productivo y, por consiguiente, un mayor desarrollo tecnológico en todas las áreas, y en particular en la nanotecnología. Cambiando de tema, ¿cómo ha sido para Ud. ser una mujer en la ciencia en Chile? ¿Y una mujer judía? -Estoy convencida de que Chile, para lograr un mayor desarrollo, necesita más científicos, y por ello no puede perderse a la gran cantidad de mujeres que podrían estudiar carreras científicas. Particularmente en física, menos del 10% de los investigadores somos mujeres. Creo que la razón principal es cultural y no falta de interés, y por ello actualmente hay programas que proponen medidas para resolver esta brecha de género. Esto es importante pues la ciencia se nutre de la diversidad, y las mujeres podemos aportar excelencia y también diversidad. En cuanto a mis raíces, vengo de una familia judía conservadora. Mi papá llegó a Chile luego de la Segunda Guerra Mundial y mi madre es hija de un inmigrante ruso. Las experiencias de mis padres hicieron que mi infancia en Arica tuviera algunas características que fueron fundamentales para dedicarme a la física. Lo primero es que mis padres le asignaban un enorme valor a la educación, a la cultura y al respeto. Nuestra casa estaba llena de libros y nos motivaban, a mi hermana Myriam y a mí, para que -además de los cursos regulares del colegio- estudiáramos idiomas y música. También nos fomentaban el que desarrolláramos una opinión sobre todo. Nos hacían parte de las decisiones familiares, a las que debíamos llegar después de un análisis de varios aspectos. Creo que el interés por el estudio y el poder exponer mis puntos de vista desde niña han sido muy importantes en mi trabajo científico. Mi madre, quien falleció hace algunas semanas, fue una mujer fuerte y muy trabajadora, que mantuvo las tradiciones judías y fue un ejemplo de esfuerzo y generosidad. Ella fue clara en enseñarnos que el género no debía ser un obstáculo para cumplir ningún objetivo. China firmó -hace muy poco- un convenio con Israel para la colaboración conjunta en el desarrollo de nanotecnología, ¿cree que podría darse una colaboración entre Israel y Chile también en esta materia? -Chile cuenta con recursos naturales y materiales extractivos valiosos, como el cobalto, tierras raras y litio, que son cada vez más importantes en el mundo. Y tiene también científicos muy calificados. Pero nos faltan la decisión política y más recursos para abordar problemáticas país con nuestros recursos humanos. Confío en que el nuevo Ministerio de Ciencia, Tecnología, Conocimiento e Innovación actuará sobre ambos aspectos. Creo que una colaboración más intensa con Israel sería muy conveniente, pues tenemos también problemas similares, como la falta de agua, y oportunidades semejantes, como un gran desierto, óptimo para la producción de energía renovable. La ciencia es fundamental a la hora de cuidar nuestro Medio Ambiente, combatir el cambio climático y generar más desarrollo. Con certeza nuevos acercamientos tendrán un fuerte impacto.

Democráticos y confiables, pero con tareas pendientes a nivel local

Estamos ad portas de las Fiesta Patrias, que este año –además- vienen con un feriado tamaño XL. Y mientras llega el tiempo de celebrar nuestra chilenidad, quisimos conversar con expertos del mundo de los vinos para conocer cuáles son las preferencias de chilenos y extranjeros a la hora de elegir el mosto nacional. Pero primero, algunas cifras sobre la industria del vino en el país. Chile es el cuarto país exportador de vinos a nivel mundial. Tiene 212.000 hectáreas de vides. 70,2% de las uvas producidas por Chile son destinadas a vino, y un 26% a uvas de mesa; el resto (3,9%) se destina a uvas pasas. China, Inglaterra, Estados Unidos y Brasil, son algunos de los principales mercados a los que se exporta el vino nacional. Felipe Kaumann, de JJ Importadora, que comercializa vinos de todo el mundo -chileno, francés, español, portugués, alemán y norteamericano, entre otros- en Chile y Brasil, comenta que el vino nacional es conocido en el mundo “como un Volkswagen Golf. Es un vino confiable, que puede agradar a todos, que entrega satisfacción y alegría, y se puede maridar con prácticamente todas las comidas”. Es –además- un vino económico, de USD $ 10 o $ 12 la botella, y es difícil vender a un precio más caro que ese. Y agrega: “Hoy en día la gente espera de un vino chileno que sea fácil de tomar, que sea agradable”. Por su parte, Sven Bruchfeld, de Polkura Wines, da cuenta de cómo el vino ha posicionado la marca “Chile” en el mundo. “Chile está firmemente establecido como un actor clave en la escena vitivinícola mundial. En la mayoría de las tiendas de vino del mundo hay una sección “Chile” y no es raro ver banderitas chilenas o mapas con la ubicación de los viñedos. A uno se le hincha un poco el pecho. Definitivamente no hay ningún otro producto chileno que pueda ostentar algo así. El vino chileno es “el” embajador de Chile en términos de imagen país. Si bien el salmón o la fruta también tienen su espacio, no hay como el vino en ese sentido”. Sin embargo, el enólogo coincide con Kaufmann en el diagnóstico de que “Chile fue y sigue siendo “Bueno, bonito y barato”. “Cheap and cheerful”. Buena relación precio calidad. Desde el punto de vista comercial eso no es necesariamente una mala cosa, pero limita. Argentina en ese sentido lo ha hecho diferente, promocionando afuera especialmente los vinos de mayor valor. No es raro llegar a una tienda a ofrecer vinos chilenos relativamente caros y que te respondan que para vino chileno el cliente busca un menor precio. “Rico tu vino pero demasiado caro para Chile”. Eso independiente de la calidad que es reconocidamente de nivel mundial”. Kaufmann afirma que, en términos de preferencias, los vinos chilenos que son preferidos en el extranjero son “el Carmenere y también el Cabernet Sauvignon, con su carga de pimentón, que la gente puede compartir en una cena y no gastar tanto”. Para Bruchfeld, de Polkura, no es tan fácil determinar una preferencia. “Yo no sé realmente si existe un vino preferido de chilenos o extranjeros, pero cerca del 30% del viñedo chileno es Cabernet Sauvignon. Si ese número se ha mantenido es porque se trata de nuestra cepa más exitosa. El Syrah o El Carmenere no alcanzan el 10% cada uno”, señala. Y eso que la viña de la que es socio fundador –y que actualmente produce del orden de 100.000 botellas al año- se ha especializado en Syrah. “Soy fanático del Syrah. Tuve la suerte de trabajar con Syrah desde que llegó a Chile y luego en Australia y Francia me tocó también ver la cepa con otros ojos. Lo bonito del vino es que no hay una sola preferencia. Si bien existen tendencias, hay una audiencia para todo. Es uno de los productos más democráticos en ese sentido”. No obstante, es crítico de los hábitos de consumo que hay en Chile: “Mucha Coca Cola en las mesas y poco vino. En Chile el consumo per cápita es de 14 litros al año. De todos los países productores de vino, es por lejos la cifra más baja. En Chile se toman vinos baratos, sin ser necesariamente el motivo los eventuales problemas de poder adquisitivo. La mayoría de gente cree que un vino de $ 7.000 es caro y siente que no vale la pena pagar más. Pero al mismo tiempo gastan mucho en otros bienes. Nada de malo con eso. La responsabilidad es nuestra. Es nuestra labor educar el paladar”.

Honduras inaugura oficina comercial en Jerusalem

Tras el acuerdo de Netanyahu con la extrema derecha, ningún partido tiene una clara ventaja

Una novedosa forma de transmitir y honrar la memoria de la Shoá

Un cerco para Tu jardín

¿Para qué rezamos?

Construyendo comunidad desde la comodidad del hogar

“La ciencia se nutre de la diversidad, y las mujeres podemos aportar excelencia y también diversidad”

Democráticos y confiables, pero con tareas pendientes a nivel local